EL BLOG
11/08/2018 10:19 AM CDT | Actualizado 11/08/2018 11:33 AM CDT

Querida Abi, quiero contarte de los pañuelos verdes

Marcos Brindicci / Reuters
Manifestante argentina a favor de un aborto legal y seguro. Buenos Aires, 31 de julio de 2018.

Hija, hoy que tienes 16 años, puedo decirte lo siguiente:

No quisiera verte nunca, ni a ti ni a ninguna de tus amigas que son, también como mis hijas, en la plancha de algún hospital clandestino.

Yo quisiera, Abi, hija, que siempre fueras fuerte, que tú y solo tú tomaras tus propias decisiones, como lo has hecho hasta hoy.

Que pensaras en lo mejor para ti, para tu vida, para tu espíritu y para tu salud.

Yo te he educado para ser libre, Abi, para levantar la voz, para decir lo que piensas. Para cuidarte, para decir no.

Fuiste conmigo a marchar muchas ocasiones sobre avenida Reforma por motivos diversos. Juntas, madre e hija, levantamos la voz por lo que nos parecía una injusticia y también por aquello que nos alegró.

Por eso, hija, quiero contarte que hoy, muchas mujeres en Argentina han levantado la voz, y se han puesto pañuelos verdes en el cuello y se han parado afuera de su congreso y han dicho que ellas --y tú, y yo, y todas las mujeres del mundo, Abi-- tienen derecho a decidir sobre su cuerpo y sobre su sexualidad. Y eso, cariño, nada tiene que ver con ser buena o mala o pecadora o asesina. Eso tiene que ver con el derecho que todas nosotras, grandes o muy jóvenes, como tú, Abril, tenemos por el hecho de ser, de haber nacido, de estar en este mundo y nadie, absolutamente nadie, puede arrebatárnoslo.

Por eso, quiero que conozcas a las chicas de los pañuelos verdes, a las pibes, a las que ya han dicho lo que quieren, a las que otros y otras, llamados senadores, les han quitado el derecho a decidir.

Usa tu pañuelo, Abi, y decide, siempre, como hasta ahora, decide.

Ellas han gritado por las calles de #Argentina, cariño, porque ya no quieren que sus amigas mueran en hospitales, porque no quieren desangrarse frente a un doctor que no las cuida. Porque al igual que tú y que yo, ellas se enamoran, besan, estudian, sueñan y a veces se pueden embarazar.

Porque tú eres como ellas, Abi: fuerte, valiente, inteligente y sin temor. Ellas hablan de aborto, cariño, tú sabes perfectamente qué es eso y sabes también sobre sexualidad. Lo hemos conversado, podemos conversarlo siempre. Puedes siempre levantar la voz, decir "yo opino esto, esto es lo que quiero y nadie tiene derecho a decidir por mi."

Corazón, por eso te cuento de los pañuelos verdes, para que lleves uno, siempre toda tu vida, cuando alguien no te permita hablar, cuando alguien te obstruya el camino, quiera violentarte, busque hacerte sentir inferior, digas que no. Abril, sabes cómo hacerlo. Conoces tus derechos, desde niña los platicamos tú y yo.

Usa tu pañuelo, Abi, y decide, siempre, como hasta ahora, decide. Y sobre todo, hija, acuérdate de que yo, Laura, tu madre, jamás voy a juzgarte y por sobre todos, siempre, escúchame: siempre voy a apoyar tu decisión.

#abortolegal #nomásmuertes #pañuelosverdes #pibes #argentinas #ley#salud #amor #mujer

* Este contenido representa la opinión del autor y no necesariamente la de HuffPost México.

VIDEO SUGERIDO