EL BLOG
11/01/2018 7:00 AM CST | Actualizado 11/01/2018 7:00 AM CST

Lo que debes saber sobre el arte de negociar

unspalsh.com/Maarten van den Heuvel

Conforme va pasando el tiempo y vas creciendo, hay habilidades que tienes que aprender a desarrollar, entre ellas se encuentra la negociación. Aunque no siempre nos damos cuenta, muchas decisiones que tomamos se dan por medio de una negociación. Estas decisiones pueden ir desde el campo laboral (aumento de sueldo, promociones profesionales, etc.) hasta nuestra vida personal (relaciones de pareja, amistades, etc.).

Para que la siguiente ves que te encuentres en una negociación sí obtengas lo que quieres, te dejo 9 infalibles tips que he aprendido en mi maestría de marketing internacional, porque como dice el experto en negociaciones Chester Karrass: "En los negocios como en la vida, no obtienes lo que te mereces, obtienes lo que negocias".

1. Encuentra un lugar común

Las negociaciones se dan entre dos personas o más. Por eso, es muy importante que logres encontrar un lugar común con la persona con la que vayas a hacer la negociación. No importa si el lugar común es una serie de televisión o un equipo de futbol. Encontrar un lugar común es importante porque además de tener un tema que te podría ayudarte a romper el hielo en caso de ser necesario, vas a crear una relación un poco más profunda con esa persona y es completamente diferente negociar con un completo extraño a negociar con una persona con la que tienes algo en común.

2. Que no te dé miedo pedir lo que quieres

El error que todo el mundo comete: no pedir lo que realmente quieres. No hay excusa ni pretexto que valga, en toda negociación tienes que ser transparente con lo que tú estás esperando. Si sales de la negociación sin obtener lo que quieras porque no fuiste claro, es completamente tu culpa.

3. Mientras menos hables, mejor

Regla de oro: del 100% de la plática, tu vas a hablar 30% y la otra persona va a hablar 70%. ¿Por qué? Muy fácil, si dejas que la otra persona hable te va a dar información y la información es poder. Poner atención a lo que dice es muy importante ya que seguramente encontrarás la forma de lograr lo que tu quieres bajo sus condiciones.

4. La preparación lo es todo

¡Tienes que hacer la tarea! Por ejemplo, si vas a negociar con un cliente, no puedes llegar sin saber todos los detalles de tu cliente, desde qué es lo que hace hasta qué es lo que espera de ti.

5. Siempre tienes que estar dispuesto a irte

A veces, las negociaciones se pueden poner difíciles y es mejor irte en vez de aceptar el trato. Para que sepas cuándo te debes de ir, te recomiendo que llegues sabiendo qué es lo que estás dispuesto a ceder y qué cosas no estás dispuesto a hacer. Si tienes tus límites perfectamente claros, saber cuando irte resultará mucho más fácil, y a veces, aunque no lo parezca, no tener ningún trato puede ser el mejor trato.

6. Que no te gane la prisa

Nunca vayas a negociar con prisa. ¿Alguna vez te has puesto a pensar que mal te las salen las cosas cuando las hacen con prisa? Bueno, lo mismo es con las negociaciones, tener prisa te va a impedir poder ponerle atención a los detalles importantes de la negociación y, en el peor de los casos, te podría hacer aceptar algo de lo que después te puedes arrepentir.

7. Tírale a las estrellas

Por un tema energético, jamás llegues pensado que no vas a lograr tu objetivo. El no ya lo tienes y te cuesta el mismo trabajo pensar positivo que negativo. Entonces, tú siempre negocia estando seguro que vas a obtener lo que quieres.

8. ¿Qué va a ganar la otra parte?

El interés siempre ha tenido pies. Por eso, tener claro las razones por las que esta negociación te conviene no es suficiente. Hazle saber a la otra parte las múltiples razones por las que a ellos también les conviene cerrar el trato.

9. Dando y dando

Como diría Úrsula de La sirenita: "No se puede recibir sin dar nada a cambio". Aunque tienes que saber cuando te debes ir, también tienes que tener claro que para recibir es indispensable dar.

*Este contenido representa la opinión del autor y no necesariamente la de HuffPost México.