EL BLOG
18/04/2018 10:00 AM CDT | Actualizado 19/04/2018 10:47 AM CDT

Cómo la Kabbalah quiere transformar al mundo

Rawpixel.com para Stock Snap

Hace cinco años que estudio Kabbalah, y aunque mi vida es bastante parecida ahora (tengo los mismos papás, vivo en la misma casa, me dedico a lo mismo), mi manera de percibir la realidad es completamente distinta.

Kabbalah es una sabiduría antigua que revela cómo funciona el universo. La palabra en sí significa "recibir". ¿Qué nos enseña a recibir? ¡Todo tipo de bendiciones! A través de despertar eldeseo de recibirlo para compartirlo con los demás y la apreciación.

Desde chica he sido muy espiritual. Antes fui súper mocha, mega religiosa, pero me cansé del juego del "pecado mortal": no ir a misa los domingos, pecado mortal; tener relaciones con el novio, pecado mortal; comulgar sin confesarlo, pecado mortal. El Dios en el que yo creía no era tan fijado, no era castigador ni vengativo. Era amoroso, comprensivo, alegre, empático y paciente.

La idea del señor barbudo sentado en un trono señalando con el dedo quién le caía bien y quién mal, quién iba a ser testigo de milagros y quién viviría en un valle de lágrimas dejó de ser seductora para mí. Necesitaba un break de la iglesia católica.

Quería alejarme de la Iglesia, mas no de Dios. En el intento de encontrar otra tribu fui a muchas reuniones con todo tipo de gente, pero no fue hasta que descubrí la Kabbalah que todo hizo sentido.

Comprendí que religión y espiritualidad NO son lo mismo, que al final del día lo verdaderamente importante es el AMOR, y que si bien la Tierra NO es miel sobre hojuelas, sí es una oportunidad para transformarnos a fin de recibirlo TODO. ¿Que si la transformación requiere esfuerzo? Seguro que sí, ¡y mucho! Pero vale la pena.

En este viaje kabbalista (donde no te piden bautizarte ni convertirte al judaísmo) también aprendí que hay un libro esencial, básico e importantísimo, amigo tanto de la Biblia como de la Torá. Con la palabra "amigo" quiero decir que no las contradice ni las anula, sino lo contrario: las antecede, las traduce, las descodifica.

El Zóhar o Libro del Esplendor no se lee (apenas que sepas arameo), se escanea. Esto se hace de atrás para adelante, de derecha a izquierda (al revés de como estamos acostumbrados). El objetivo de esta herramienta de letras hebreas es nuestro crecimiento espiritual.

via GIPHY

"¡Pero no le entiendo nada!". No importa. Imagina un código de barras (el Zóhar), un escáner (los ojos) y una computadora (el alma). Cuando estamos en la caja del súper, en realidad no es necesario que nuestro cerebro sepa descifrar el código de barras porque hay un sistema que lo entiende. Igual pasa con el Zóhar .

Los kabbalistas explican que el solo hecho de poseer un Zóhar garantiza protección y Luz. Es por ello que se están organizando unas brigadas previo a las votaciones. La intención es entregar un Zóhar a todas y cada una de las 300 juntas distritales y las 32 juntas locales del INE. Los voluntarios vamos a apoyar coordinando la distribución, sacando citas y entregando los libros. Si te interesa integrarte a este voluntariado, da click aquí.

Cortesía

Curiosidades kabbalistas

Voy a aprovechar este post para contarte acerca de un periodo en el que nos encontramos actualmente, llamado Omer, que consiste en 49 días de purificación cósmica.

Para explicarte más ampliamente lo que es el Omer necesitaría muchos posts. Lo importante es saber que el Omer se conforma de siete semanas que representan las siete sefirots o niveles de corrección del Árbol de la Vida: Jésed, Guevurá, Tiferet, Netzach, Hod, Yezod y Maljut.

Los kabbalistas explican que un día del Omer equivale a un día de trabajo espiritual ultraintenso, por eso la energía es de corrección y restricción más que de expansión y tranquilidad. Después de todo, ¿de cuándo acá salir de la zona de confort resultó cómodo?

Durante estos 49 días (hasta el 19 de mayo), el reto es trabajar arduamente para deshacernos de las influencias negativas en todas las áreas de nuestra vida. ¡Hay que darle con todo al ego en todas sus manifestaciones!

pixabay.com para Pexels

Ya para despedirme quiero recordarte que estamos estrenando Luna, por lo que asistí tanto a la plática de Rosh Jodesh que dieron en el Centro de Kabbalah como a la meditación guiada que ofreció la astróloga Diana Sardas en Project Meditation Studio.

"Esta Luna Nueva nos da un súper impulso, es como si el Universo nos diera otro 31 de diciembre para hacer todo lo que deseamos y que hemos querido empezar desde enero, febrero, marzo... Literalmente es como si nos hubiera puesto un cohete en el pantalón, ¡fuego al 100%!, lo cual conlleva pasión y mucho entusiasmo. Mercurio se puso directo, ¿esto qué significa?, que ya empieza a fluir todo de nuevo.

"Para aterrizar la energía de esta Luna, la pregunta clave es: ¿en qué área de mi vida necesito ser más líder? En una relación –sea de pareja o de socios–, en el trabajo, en la casa. Este mes es de renovación, es como un segundo Año Nuevo que la vida nos da para hacer las cosas diferente; de ahí la importancia de plantar una intención", expresó la astróloga.

Otro detalle importante: abril es de abrir, ¡abrirnos a lo nuevo! "Es momento de ser el/la líder en cualquier área de tu vida donde sientas que no lo eres todavía: el trabajo, las relaciones, los estudios, tu casa, tu comunidad. Es el tiempo idóneo para viajar, emprender e iniciar nuevos proyectos, ¡ahora es cuando!", concluyó Diana.

* Este contenido representa la opinión del autor y no necesariamente la de HuffPost México.