ESTILO DE VIDA
06/02/2019 4:04 PM CST | Actualizado 06/02/2019 7:34 PM CST

¿Qué entiendes por infidelidad? Seis parejas nos responden

¿Crear un lazo emocional profundo con otra persona, pero sin sexo, es infidelidad? ¿Qué es infidelidad?

CSA Images via Getty Images

Es un error de principiantes dar por hecho que tu pareja y tú conciben la infidelidad del mismo modo.

Poner los cuernos es terreno pantanoso: ¿son cuernos seguir a una persona desconocida en Instagram y hablar con ella? ¿Y crear un lazo emocional profundo con otra persona, pero sin sexo? Esta última pregunta depende del género de la persona, según un estudio de 2013, que descubrió que la infidelidad física molesta a los hombres mucho más que la infidelidad emocional, y viceversa.

En la era del Tinder y de una accesibilidad sexual más sencilla, es aún más complicado dejar claro qué se entiende por monogamia e infidelidad.

"Les sorprenderá saber cuántas personas se casan sin tener ni idea de que su concepto de monogamia es incompatible", señala la terapeuta matrimonial Virginia Gilbert en declaraciones a la edición estadounidense del HuffPost. Deben ser concretos. Preguntar: "¿Crees que el cibersexo (chats, cámaras web) está bien? ¿Cuánto porno ves? ¿Verías menos porno si interfiriera en nuestra vida sexual?".

La edición estadounidense del HuffPost se ha puesto en contacto con parejas reales para que compartan su visión de la infidelidad y la monogamia.

Todd y Tyler

Tyler and Todd
Tyler y Todd opinan que una infidelidad emocional es tan dañina como una física.

"Para mí, ser infiel es compartir o hacer algo que solo harías con tu pareja. Eso incluye las emociones y las relaciones físicas. Yo confío en mi marido. Tenemos valores similares, hablamos de lo que nos parece correcto y nos conocemos personal y profundamente. Confío en que su brújula moral le guíe correctamente. Si se le hace un nudo en el estómago, siente una punzada de culpabilidad o si piensa que sus acciones y sentimientos me provocarían dolor, eso es que me está siendo infiel. Sé que mi marido nunca me sería infiel físicamente porque tendría la honestidad de cortar primero, de modo que lo que digo está más en el plano emocional. Puede ser una experiencia muy tentadora conectar con otra persona ajena a tu día a día. Te proporciona un cosquilleo que no has sentido en un tiempo, y desde la comodidad del sofá. Desde mi punto de vista, está claro que eso es ser infiel". ― Todd Gibbon-Thorne, videobloguero de Tyler and Todd.

"Cada relación es diferente, pero nosotros somos monógamos, de modo que ser infiel implica acostarse con otra persona. Sin embargo, las infidelidades no siempre son blanco o negro como en una infidelidad física. Con el auge de las redes sociales, es más sencillo que nunca empezar una aventura mandando un mensaje privado. Yo podría perdonar a mi pareja una infidelidad física, pero no una emocional. Aunque una infidelidad física sería devastadora y una brecha en nuestra confianza, una infidelidad emocional es una traición en la que no puedes dar marcha atrás. Mi marido y yo llevamos juntos casi 10 años y puede ver una faceta de mí que nadie más puede ver y me comprende mejor que nadie, en gran parte porque me siento suficientemente cómodo como para mostrarme vulnerable ante él. La idea de infringir esa intimidad y esa vulnerabilidad es una traición mucho mayor que la de una infidelidad física". ― Tyler Gibbon-Thorne, videobloguero de Tyler and Todd.

Lauren y Jake

Según Lauren Hamilton, las infidelidades emocionales no tienen la misma gravedad que las físicas.

"Yo defino la infidelidad como tener un vínculo íntimo, secreto y profundo con otra persona fuera de la relación. Para mí, intimar sexualmente es lo más personal que puedes hacer con otra persona. Intimar emocionalmente fuera de la relación también es una infidelidad, pero en la mayoría de los casos no es equivalente a intimar sexualmente". ― Lauren Hamilton, creadora de modwife.co, un blog sobre el matrimonio y el estilo de vida.

"Cuando se forma una conexión emocional entre dos personas, suele conducir a una relación. Las infidelidades se suelen concebir como físicas, pero todo lo que le ocultes a tu pareja puede interpretarse como una infidelidad, ya que puede llevar a una pérdida de confianza". ― Jake Hamilton.

Julia y Eileen

Photo courtesy of Julia Zelg
Para Julia Zelg (derecha) las infidelidades emocionales son más graves que las físicas.

"Si una pareja me fuera infiel emocionalmente, me sentaría peor que si fuera físicamente. Sería incapaz de perdonarla y nuestra relación quedaría rota para siempre. Todos somos humanos y es normal que te empiecen a interesar otras personas, pero mi sensación de confianza y fidelidad quedaría hecha pedazos si mi pareja se relacionara con otra mujer de manera emocionalmente íntima, lo que incluye besos o mensajes". ―Julia Zelg, videobloguera.

"Una infidelidad es cualquier brecha en la integridad emocional o física de una relación. A no ser que una pareja haya establecido unas normas para permitir intimar emocional o físicamente más allá de la relación primaria, cualquier clase de brecha es una ruptura de la fidelidad y la monogamia. Dicho esto, existen alternativas a la monogamia que para muchas personas funcionan. Lo fundamental de una relación es fijar límites y tener claro dónde están. Esto no es distinto para las clases alternativas de parejas (como el poliamor). Negociar las normas y definir los límites es esencial en toda relación". ― Eileen De Freest, escritora.

Bruce and Tammy

"Ser infiel es transgredir la confianza establecida con tu pareja. Para mí, incluso dar unos besos en la mejilla sería una infidelidad si lo hiciera a espaldas de mi esposa. Sin embargo, por otra parte, ella y yo coincidimos en que podemos practicar ciertas actividades con otra persona si estamos todos en la misma habitación, y eso no estaría mal porque no habríamos roto la confianza implícita o explícita. De hecho, aunque hiciéramos 'juegos' privados, no sería necesariamente una infidelidad. Siempre y cuando estuviera pactado, ambos comprenderíamos lo que está pasando y, lo más importante, nos contaríamos la experiencia y podríamos utilizarla como fuente de energía erótica para utilizar en otra ocasión. Ser infiel tiene más que ver con el secretismo que con cualquier otra cosa. Tener secretos con otra persona es la forma de iniciar los problemas. Además, si tengo una relación estupenda con mi esposa, ¿para qué demonios voy a querer destrozarla por un momento de felicidad fugaz?". ― Bruce Hirshfield.

"No es lo mismo el secretismo y la privacidad. Creo que si le oculto algo a mi marido entro en un terreno resbaladizo que conduce a la infidelidad. ¿Para qué esconder nada? Si tengo miedo de que descubra algo que prefiero no contarle, probablemente sea una infidelidad. O, al menos, una microinfidelidad, que quizás conduzca a una aventura. Mensajes sexuales, correos, comer o cenar con otra persona, lo que sea. Personalmente, apenas encuentro tiempo para mi marido, así que me cuesta imaginar que pueda encontrar tiempo para un amante. Si quisiera poner los cuernos, probablemente se lo acabaría contando a mi marido. Me resulta muy complicado tener secretos. No se me da bien". ―Tammy Nelson, terapeuta sexual, sexóloga y autora de 'Getting the Sex You Want'.

Pascal and Bryan

Photo courtesy of Pascal and Bryan
Pascal y Bryan comparten la misma opinión sobre las infidelidades.

"Ser infiel es mantener una relación física con otra persona. Algunas personas opinan que coquetear o mantener conversaciones íntimas con otras personas también cruza el límite; nosotros coincidimos hasta cierto punto. Para que una pareja dure, es fundamental que ambos miembros sean tan sinceros como sea posible el uno con el otro. Sin embargo, para nosotros, mantener conversaciones privadas con otras personas no cuenta como poner los cuernos, aunque es inapropiado e injusto con el otro miembro. Ser infiel es ceder a los impulsos que te empujan a buscar placer fugaz fuera de la relación. Eso rompe los lazos de la relación, pone en peligro la pareja y es una traición imperdonable". ― Pascal and Bryan, videoblogueros de Him and Him.

Angela and John*

"Todo lo que suceda fuera de los límites acordados de la relación es una infidelidad. Dicho eso, es útil definir los términos de la relación para ser conscientes de los límites. En una relación hay etapas y en cada una de estas deberían quedar claros los límites, porque muchos piensan distinto cuando dan por sentados los límites. Esto puede ser complicado en el caso de las relaciones abiertas. Sin embargo, las personas que están en una relación abierta o de poliamor parecen ser más directas a la hora de hablar de los límites y más sinceras con lo que pueden aceptar". ―Angela Skurtu, terapeuta sexual y asesora matrimonial.

"Básicamente, considero que cualquier cosa que no quieras contarle a tu pareja o cuyas consecuencias temes sufrir si te pilla es una infidelidad. Por ejemplo, si estás en una relación seria y usas a la vez una aplicación para ligar y lo mantienes a escondidas de tu pareja, es una forma de infidelidad". ― John (*pseudónimo).

Este artículo fue publicado originalmente en HuffPost Life y ha sido traducido del inglés por Daniel Templeman Sauco en El HuffPost España.

VIDEO SUGERIDO