MÉXICO
05/02/2019 11:28 AM CST | Actualizado 07/02/2019 2:15 PM CST

6,6 milllones para encontrar y reconocer a cada desaparecido, ofrece el gobierno

El nuevo plan del gobierno federal incluye destinar 400 millones de pesos para ubicar a 66 mil personas: 40 mil desaparecidos y 26 mil sin reconocer

Integrantes de colectivos de personas desaparecidas protestaron contra el fiscal veracruzano Jorge Jorge Winckler.
ALBERTO ROA / CUARTOSCURO.COM
Integrantes de colectivos de personas desaparecidas protestaron contra el fiscal veracruzano Jorge Jorge Winckler.

El gobierno de México anunció un presupuesto histórico para la titánica búsqueda con vida de unos 40 mil desaparecidos y el reconocimiento de unas 26 mil personas cuyos restos se han encontrado en cerca de mil 100 fosas clandestinas a lo largo del país.

Se trata de un plan cicatriz que tiene una de las metas más ambiciosas para el gobierno de Andrés Manuel López Obrador: darle un cierre a las miles de familias enlutadas por la violencia que se desató tras la declaratoria de la "guerra contra el narco" emprendida en 2006.

Para lograrlo, el gobierno federal destinará 400 millones de pesos, es decir, unos 6,6 millones de pesos por cada desaparecido, ya sea para rescatarlo con vida de la delincuencia organizada o para regresarlo a casa y que sus familiares puedan iniciar un proceso de duelo en pausa.

Esa inversión promedio de 6,6 millones de pesos por persona supera, por ejemplo, la recompensa de 5 millones de pesos que ofrece la Fiscalía General de la República por Jaime González Piñón, el Marlboro, presunto autor intelectual del secuestro de Erick LeBarón o la recompensa de 3 millones de pesos para ubicar a Carlos Barragán, el Paletas, presunto líder del Cártel del Golfo.

El tamaño del presupuesto —unos 21 millones de dólares— también retrata el tamaño del reto. Alejandro Encinas, subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación, lo resumió así en la presentación de plan: "enfrentamos una crisis sin precedentes".

Pero esos millones no serán los únicos usados para el plan de seguridad. Alejandro Encinas aseguró que buscarán otros millones más del Fondo de Aportaciones a la Seguridad Publica para la identificación forense y exhumación de cuerpos en los cementerios cavados por el crimen organizado.

Detrás del esfuerzo, dijo el funcionario federal, está la necesidad de marcar una diferencia respecto al sexenio anterior, cuando el gobierno del expresidente Enrique Peña Nieto solo ejerció 6 millones de pesos para la operación de la Comisión Nacional de Búsqueda, mientras trascurría el año más violento en la historia moderna del país.

Con los 400 millones de pesos, se plantea crear el Instituto Nacional de Identificación Forense, la compra de laboratorios y equipo para exhumaciones, la capacitación de brigadas de búsqueda, la creación de bancos de datos de ADN y mejorar la tecnología con la que se puedan reiniciar las carpetas de investigación que quedaron congeladas en administraciones anteriores.