INTERNACIONAL
14/12/2018 8:28 AM CST | Actualizado 14/12/2018 8:35 AM CST

Una niña de 7 años murió por deshidratación bajo la custodia de la Patrulla Fronteriza

La niña guatemalteca fue llevada a un hospital de El Paso después de que su temperatura alcanzó los 40 grados.

Una niña de 7 años de Guatemala murió de deshidratación y conmoción cuando se encontraba bajo la custodia de la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos la semana pasada, informó The Washington Post el jueves, de acuerdo con datos de la oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de EU (CBP).

La niña, que según el Post no fue identificada por el CBP, comenzó a sufrir convulsiones aproximadamente ocho horas después de que la Patrulla Fronteriza la detuvo junto con su padre y un grupo de otras 163 personas que habían cruzado la frontera ilegalmente a lo largo de un tramo del desierto de Nuevo México.

Los inmigrantes se entregaron a los agentes de Estados Unidos, que los detuvieron alrededor de las 10 pm del 6 de diciembre. La niña comenzó a tener convulsiones a las 6:25 horas de la mañana siguiente, según los registros de la CBP.

Según los informes, "no había comido ni consumido agua durante varios días", dijo la CBP. El personal de emergencias midió su temperatura en 40 grados y la llevó en helicóptero a un hospital de El Paso. Allí, entró en un paro cardíaco y "fue revivida", dijo CBP. "Sin embargo, la niño no se recuperó y murió en el hospital menos de 24 horas después de ser transportado".

Las autoridades de CBP no proporcionaron comentarios de inmediato a HuffPost.

"Nuestras más sinceras condolencias son para la familia de la niña", dijo Andrew Meehan, un portavoz de la oficina, en una declaración al Post.

"Los agentes de la Patrulla Fronteriza dieron todos los pasos posibles para salvar la vida de la niña en las circunstancias más difíciles", dijo Meehan. "Como padres y madres, hermanos y hermanas, simpatizamos con la pérdida de cualquier hijo".

Meehan no comentó en el Post si los agentes de la Patrulla Fronteriza le proporcionaron comida y agua a la niña en las ocho horas posteriores a la detención y al comienzo de los ataques.

Los agentes de la Patrulla Fronteriza detuvieron un récord de 25 mil 172 "miembros de unidad familiar" en noviembre y 5 mil 283 "menores no acompañados", según cifras del Departamento de Seguridad Nacional publicadas la semana pasada.

La administración Trump ya no hace cumplir las separaciones familiares realizadas en mayo y junio, lo que provocó una protesta en todo el país y llevó a un juez federal a ordenar al gobierno que reúna a los niños con sus tutores.

Pero la muerte por deshidratación de la niña la semana pasada podría incendiar la ira por el tratamiento que la agencia le dio a los niños, especialmente con los nuevos informes de esta semana sobre las condiciones de las instalaciones de CBP.

El gobierno actualmente tiene cerca de 15 mil niños migrantes no acompañados en centros de detención contratados por el gobierno federal, dijo el jueves el Departamento de Salud y Servicios Humanos. Los refugios que albergan a los niños están llenos en un 92%, dijo a CNN la portavoz de la agencia, Evelyn Stauffer.