ESTILO DE VIDA
29/11/2018 9:25 AM CST | Actualizado 29/11/2018 1:52 PM CST

FOTOS: Del castaño al rubio, la evolución del look de Angélica Rivera

"El cabello claro da un aspecto más suave y más dulce", ¿qué nos dicen los cambios de Angélica Rivera durante el sexenio de EPN?

La evolución del look de Angélica Rivera.
GETTY IMAGES.
La evolución del look de Angélica Rivera.

Recordemos aquél 27 de noviembre de 2010. Cabello castaño perfectamente recojido para poder sostener un velo y una diadema. Angélica Rivera llegaba al altar para convertirse en la esposa del entonces gobernador del Estado de México, Enrique Peña Nieto.

Dos años después su esposo pasó a ser el presidente de México y ella la primera dama. La figura de Angélica Rivera era de más conocida por ser una de las actrices favoritas de las telenovelas mexicanas.

Siempre se mantenía con una imagen fresca, jovial y alegre en apariciones públicas cuando disfrutaba de los días que la carrera como actriz le habían dado.

Rodrigo Varela/WireImage/Getty Images.
Angélica Rivera en los Premios Lo Nuestro en 2005.

Pero una cosa es ser actriz y otra ser la esposa de un presidente

"De ser un personaje popular muy querido y admirado pasa a ser un personaje que se le transfiere la imagen de su esposo y del actual gobierno federal", comparte en entrevista Álvaro Gordoa, experto en imagen pública.

"Angélica Rivera se convierte en una víctima del gobierno, porque ella no ha actuado mal, en el escándalo de la Casa Blanca, muy mal manejado en cuestiones de comunicación, casi casi la avientan al ruedo sola", agregó.

En cuestiones de imagen pública, Rivera será recordada por ese escándalo al que se refiere Gordoa, sucedido en 2014 tras una investigación periodística.

La primera dama se convirtió en la víctima de la mala comunicación del gobiernoÁlvaro Gordoa

Pero en cuestiones de imagen personal hay algunas cosas que cambian cuando una persona pasa de ser un personaje de la 'farándula' a un personaje político. Y Angélica Rivera tuvo algunos cambios durante el sexenio de su esposo, Peña Nieto.

Si bien no es sorpresa que Rivera haya lucido dos tonos de cabello permanentes la mayor parte del tiempo en estos últimos seis años, hay que recordar novelas como Alcanzar una Estrella (1991), La Dueña (1995) o Destilando Amor (2007), el rubio y el castaño ya eran sus tonos favoritos desde entonces.

GETTY IMAGES.
Angélica Rivera y Enrique Peña Nieto el día de su boda en noviembre de 2010.

Un amor entre el castaño y el rubio

Aparentemente inocentes, estos tonos dicen mucho de la persona que los lleva. Más cuando se trata de una figura que está en el ojo de la opinión pública.

Angélica Rivera llegó con un look castaño claro a ser la esposa de Peña Nieto y también a la Residencia Oficial de Los Pinos. Desde los días de la campaña presidencial en 2012, cuando acompañaba a su esposo, fue el color que mantuvo hasta entrada la presidencia.

Hablamos con Pamela Madero, consultora de comunicación e imagen personal, para que nos explicara más a detalle a qué se deben estos cambios.

"Es importante resaltar que los cambios de look en el mundo político se hacen con una intención de generar un cambio de percepción, que en su caso era necesario por toda la controversia que desde el inicio generaron tanto ella como su esposo", compartió la experta en entrevista para HuffPost México.

La selección de colores no es casualidad en las figuras públicas. Según, la experta, el cabello claro "da un aspecto más suave y más dulce que los tonos oscuros, ya que estos últimos endurecen las facciones y la expresión del rostro". Tal vez por eso Angélica Rivera decidió ir aclarando su cabello después de la boda y en fechas de campañas.

Omar Sabik/Clasos.com/LatinContent/Getty Images
Angélica Rivera durante la campaña de Peña Nieto, 29 de marzo de 2012.

Empezó con un tono más oscuro y trató de regresar a una imagen más cercanaPamela Madero

"El castaño es su color natural y es el que de acuerdo a sus características le queda bien, tuvo que trabajar su imagen para mostrarse "con clase", para borrar o hacerle olvidar a la gente la imagen que teníamos de ella. Se tenía que posicionar como alguien elegante por ser ya la primera dama", dijo la experta.

Rob Kim/Getty Images
Angélica Rivera en septiembre de 2014.

El permanente rubio que tuvo la mayor parte del sexenio también funcionó para "caer bien y causar empatía". Aunque hubo momentos específicos, por ejemplo: cuando ella y Peña visitaron al papa Francisco en junio de 2014, donde nuevamente regresó al castaño y tras su llegada a México regresó al rubio.

Esta formula se repitió cuando el papa visitó México en febrero de 2016. Angélica Rivera optó, otra vez, por lucir un castaño. Y esto no es mera cuestión de estética. "Quiso mostrarse con una imagen más sobria. El castaño le queda mucho mejor pero en México existe esta idea de ser 'güera a fuerza' ", compartió Madero.

"Hay un pensamiento colectivo erróneo al pensar que el rubio te da clase o status, y la realidad es que hay gente a la que simplemente no le queda; la naturaleza es sabia y te da lo que necesitas, pero en Latinoamérica y, en especial, aquí en México, no queda muy claro. Angélica lo ha usado desde sus años como actriz, pero hubo ocasiones en donde no combinaba el tono con la ropa que le elegían".

Aurelien Meunier/Getty Images
Angélica Rivera con Peña Nieto en París, julio de 2015.

La vestimenta

Pamela Madero compartió que el cambio de imagen de Rivera también se debió, en gran parte, a cambiar totalmente la imagen de la actriz a la de primera dama y reconoce que sí logró outfits adecuados y elegantes.

"La ubicábamos con ropa pegadísima, a veces vulgar y fea, pero lo ha hecho bien dentro de lo que cabe (como primera dama). Se comprometió con lucir elegante y adecuada en los eventos. Es bueno que también haya optado por piezas de diseñadores mexicanos como Benito Santos".

En cuanto a los colores, "hay colores que naturalmente le favorecen y otros que de plano no y todo es también en parte, dependiendo del tono que tenga en el pelo en ese momento".

La siguiente galería refleja su evolución a lo largo del sexenio:

Photo gallery La evolución del 'look' de Angélica Rivera See Gallery