UN MUNDO MEJOR
10/10/2018 4:14 PM CDT | Actualizado 10/10/2018 5:14 PM CDT

Amazon acepta dar dinero a una iglesia que organiza 'terapias de conversión'

La empresa fundada por Jeff Bezos aceptó fondear, a través de su programa de caridad Amazon Smile, a una controversial organización cristiana

A través del programa de caridad Amazon Smile, la iglesia Ministerio de la Montaña de Fuego y sus Milagros recibiría miles de dólares para continuar con sus terapias de conversión
A través del programa de caridad Amazon Smile, la iglesia Ministerio de la Montaña de Fuego y sus Milagros recibiría miles de dólares para continuar con sus terapias de conversión

Una iglesia cristiana que organiza "terapias de conversión" —que con métodos similares a la tortura intentan cambiar la orientación sexual, identidad y expresión de género de la comunidad LGBTQ— está dentro de la lista de organizaciones que pueden recibir donativos económicos por parte de la multimillonaria empresa de tecnología Amazon.

De acuerdo con un texto del diario británico The Times, la empresa fundada por Jeff Bezos aceptó fondear, a través de su programa de caridad Amazon Smile, al Ministerio de la Montaña de Fuego y sus Milagros, una iglesia pentecostal cristiana con más de 90 centros religiosos a lo largo de Reino Unido.

La iglesia, fundada por el sacerdote de origen nigeriano Daniel Olukoya, afirma que homosexuales, bisexuales, lesbianas y personas trans están poseídas por el demonio y que a través de sus terapias intensivas se pueden "curar" de sus "trastornos".

*

Daniel Olukoya asegura que el tratamiento que ofrece su iglesia libera "la mordaza sexual" de los "poseídos" y compara ser homosexual con delitos como la pedofilia, la zoofilia, el estupro e, incluso, el sacrificio de niños.

Las terapias de conversión condenadas por organismos internacionales como Naciones Unidas y sus filiales, como la Organización Mundial de la Salud, por violentas y discriminatorias, pues insisten en un mensaje caduco de que la homosexualidad es una "enfermedad" que puede ser "curada".

En, al menos, 15 países del mundo como Australia, Canadá, y el propio Reino Unido, las terapias de conversión están total o parcialmente prohibidas y penalizadas.

En México, este mes un grupo de senadoras presentó una iniciativa de ley que equipara las "terapias de conversión" con la tortura y contempla hasta 3 años de prisión para quienes las promuevan.

Hasta esta tarde, Amazon no ha fijado una postura sobre su relación con esta iglesia en medios británicos.