POLÍTICA
01/10/2018 3:00 PM CDT | Actualizado 01/10/2018 5:48 PM CDT

Sedena niega participación en Iguala y se opone a Comisión para Ayotzinapa

La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) se manifestó en contra de la Comisión de Investigación para la Verdad y la Justicia de Ayotzinapa.

Padres y madres de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa encabezan la marcha del cuarto aniversario de los hechos ocurridos en Iguala, Guerrero, en Ciudad de México, el 26 de septiembre de 2018.
DIEGO SIMÓN SÁNCHEZ/CUARTOSCURO
Padres y madres de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa encabezan la marcha del cuarto aniversario de los hechos ocurridos en Iguala, Guerrero, en Ciudad de México, el 26 de septiembre de 2018.

A solo unos días de que el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, se comprometió con los padres de los estudiantes normalistas de Ayotzinapa a crear una Comisión de Investigación para la Verdad y la Justicia, la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) consideró que no tendría la imparcialidad e investigación que se requiere.

"La Comisión de la Verdad no está prevista en el orden jurídico mexicano ni está prevista en algún tratado internacional", dijo en entrevista con El Universal Alejandro Ramos Flores, jefe de la Unidad de Asuntos Jurídicos de la Sedena.

El jueves 20 de septiembre, el Primer Tribunal Colegiado del Décimo Noveno Circuito resolvió que las autoridades deben cumplir la sentencia que ordenó reponer la investigación del caso y crear una comisión investigadora extraordinaria, al no existir la supuesta imposibilidad que alegó la PGR de que el Ministerio Público era el único facultado para investigar delitos.

El miércoles 26 de septiembre, día en que se cumplieron cuatro años del asesinato de nueve personas y la desaparición forzada de 43 estudiantes de la Escuela Normal Rural Isidro Burgos, López Obrador se reunió con los padres de los jóvenes y se comprometió a emitir un decreto el 1 de diciembre para asegurar que toda la administración pública coopere con la investigación, así como solicitar a instancias internacionales como la Organización de las Naciones Unidas y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) para que acompañen el proceso de búsqueda de la verdad.

Aunque los padres de los estudiantes normalistas se alegraron por la sentencia del Primer Tribunal Colegiado y tras la positiva reunión con el presidente electo, el jefe de la Unidad de Asuntos Jurídicos de la Sedena dijo a El Universal que la Comisión para el caso Ayotzinapa "no tiene la investigación y la imparcialidad que se requiere porque le deja la dirección de la investigación a los representantes de las víctimas y a la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH)".

El general Ramos Flores informó que elementos militares interpusieron un recurso contra esa resolución, al considerar que "si la investigación no se hace en el marco de la ley, pues sus derechos, sus garantías pueden verse lesionados al ser una investigación ad hoc, fuera de procedimiento, una investigación, insisto, sin garantías".

PARTICIPACIÓN DE LAS FUERZAS ARMADAS

Tanto los familiares de los estudiantes desaparecidos como la CIDH han hecho un llamado para que se investigue a los elementos de las fuerzas armadas que participaron en los hechos del 26 y 27 de septiembre de 2014.

En el balance del primer año del Mecanismo especial de seguimiento del caso Ayotzinapa, la CIDH señaló que debe aclararse el rol del Ejército en los hechos, ya que en las entrevistas de la PGR a algunos de los militares del Batallón 27, "se observó inconsistencias y ausencia de repreguntas a las mismas, lo que ocasionó que diversas cuestiones que necesitaban ser aclaradas se encuentren aún pendientes".

"La Sedena ha informado que no hubo ninguna participación, no existe ningún elemento que refiera que se actuó por parte de personal militar", dijo el general Ramos Flores al diario.

Aunque el jefe de la Unidad de Asuntos Jurídicos de la Sedena reconoce que la única participación del Batallón 27 fue de un militar que tomó fotografías cuando la policía estaba conteniendo a los autobuses y bajándolos de los camiones, la CIDH consideró que deben aclarase las contradicciones en torno a los originales del material fotográfico y videográfico que hicieron Eduardo Mota Esquivel y el oficial Joel Gálvez Santos.

"Es sospechoso que toda la carga de la ira, de los señalamientos y que la principal preocupación del caso sea que se busque la responsabilidad del Ejército por una supuesta omisión", dijo por su parte Alejandro Ramos Flores.

Mientras los papás de los estudiantes normalistas están en espera de que el gobierno electo cumpla con lo prometido, la Sedena se opone a la creación de una Comisión de Investigación para la Verdad y la Justicia para el caso Ayotzinapa, que a más de cuatro años siguen sin conocerse el paradero de los jóvenes desaparecidos.