INTERNACIONAL
15/09/2018 1:01 PM CDT | Actualizado 15/09/2018 1:07 PM CDT

Survivor, el gatito que se aferró a la vida al cuello de su humano

Robert Simmons Jr. y su gatito Survivor son dos de los sobrevivientes a las inundaciones provocadas por las lluvias del huracán Florence.

Una dramática foto de un hombre que huye de las aguas del huracán Florence con un gatito empapado posado en su hombro ha conmovido a varios por todo Estados Unidos.

Robert Simmons Jr. y su gatito, atinadamente llamado Survivor (Sobreviviente), fueron fotografiados por Andrew Carter, un periodista de News & Observer de Carolina del Norte. La foto se volvió viral después de que Carter la publicó en Twitter el viernes.

Twitter/_andrewcarter
Una historia muy conmovedora

Carter escribió que Simmons quedó atrapado en su casa en New Bern desde el jueves 13 de septiembre debido al aumento de las aguas. Simmons quería que su padre lo acompañara en el bote de rescate, pero el padre quería quedarse atrás, según Carter.

"Estaba triste por dejar a su padre, pero se fue con su gatito posado en su hombro", escribió Carter. "Nombre del gato: Survivor (Sobreviviente).

Simmons le dijo a Carter en una entrevista más larga publicada en The News & Observer, "soy un amante de los animales". También dijo que no pudo llevarse a la madre del gatito con él porque "ella es una gata salvaje".

Otra foto muestra a Survivor acurrucado dentro de la chaqueta de Simmons.

Raleigh News & Observer via Getty Images
Survivor the kitten huddles inside Robert Simmons Jr.'s jacket as the pair flee rising waters in New Bern, North Carolina in the wake of Hurricane Florence.

El huracán Florence tocó tierra en Carolina del Norte el viernes por la mañana como una tormenta categoría 1, pero es la lluvia torrencial, no el viento, la que representa la mayor amenaza para quienes se encuentran en su camino. Para la noche del viernes, Morehead City, Carolina del Norte, ya había recibido unos 58 centímetros de lluvia.

Y el Servicio Meteorológico Nacional de Estados Unidos tuiteó el sábado por la mañana que "puede ser difícil de creer", pero aún hay mucha más lluvia en el camino, con más de 38 centímetros de lluvia por venir en varias partes de las Carolinas.

A partir del sábado por la mañana, la tormenta dejó al menos cinco personas muertas y dejó sin electricidad a 930 mil hogares.

Este texto se publicó originalmente en HuffPost.