MÉXICO
12/09/2018 11:49 AM CDT | Actualizado 12/09/2018 12:11 PM CDT

Toma clandestina provoca fuga de gas y el desalojo de mil 300 personas en Puebla

Ante el peligro que representó la situación, también se suspendieron clases en 17 escuelas.

La toma clandestina se realizó en un ducto ubicado en la calle Tlaltepango esquina 104 Poniente, colonia Villa Frontera, al norte de Puebla.
TW: E_Echeguren
La toma clandestina se realizó en un ducto ubicado en la calle Tlaltepango esquina 104 Poniente, colonia Villa Frontera, al norte de Puebla.

La dirección de Protección Civil de Puebla confirmó que la fuga de gas ocurrida la madrugada de este miércoles fue originada en un ducto de Petróleos Mexicanos (Pemex) por huachicoleros.

Por su parte, personal de Pemex detalló que dicha fuga ya fue controlada luego de que se procedió a suspender por completo la operación del ducto ubicado en la calle Tlaltepango esquina 104 Poniente, colonia Villa Frontera, al norte de la entidad.

AOL

Ante el peligro que representó la fuga de gas, la Secretaría de Educación Pública suspendió las clases en 17 escuelas ubicadas en la zona de Villa Frontera, Central de Abasto y Camino a Tlaltepango.

El Sistema Estatal de Protección Civil, en conjunto con autoridades federales y municipales desalojaron a alrededor de mil 300 habitantes de siete colonias: Vicente Guerrero, Villa Frontera, Colonia San Pedro, Villas del Márquez, Villas de San Gregorio, Revolución Mexicana, Venustiano Carranza; así como el Hospital del Norte con 180 pacientes.

En entrevista con Pascal Beltrán del Río para Imagen Radio, José Antonio Gali, gobernador de Puebla, indicó que la delincuencia organizada es la responsable del robo de hidrocarburos ha cambiado la gasolina por el gas.

Con trabajo coordinado por las autoridades federales, hemos controlado el robo en el llamado triángulo rojo. Afortunadamente ha decrecido en 85%; pero la delincuencia organizada ha migrado al robo de gas",Tony Gali

El mandatario estatal también señaló que, de febrero a la fecha, se ha logrado el aseguramiento de 8 millones de litros de combustible robado, el decomiso de 4 mil 300 vehículos empleados para transportar huachicol, el cierre de 2 mil 300 tomas clandestinas y el procesamiento a 972 personas por este delito.