POLÍTICA
26/06/2018 6:49 PM CDT | Actualizado 26/06/2018 7:39 PM CDT

Las dudas que ha generado AMLO en la campaña (y sus aciertos)

Andrés Manuel López Obrador supo leer el entorno de corrupción y es el candidato puntero de cara a las elecciones del 1 de julio, concluyeron expertos.

Andrés Manuel López Obrador, candidato presidencial de Juntos Haremos Historia, recibe a sus partidarios durante la manifestación de la campaña de clausura en San Luis Potosí, México, el domingo 24 de junio de 2018.
MAURICIO PALOS/BLOOMBERG via Getty Images
Andrés Manuel López Obrador, candidato presidencial de Juntos Haremos Historia, recibe a sus partidarios durante la manifestación de la campaña de clausura en San Luis Potosí, México, el domingo 24 de junio de 2018.

En estas campañas presidenciales si hubo un candidato que entendió la realidad del país, o al menos lo que más preocupaba a su población, fue el candidato de Juntos Haremos Historia, Andrés Manuel Lopez Obrador (AMLO), a quien las encuestas ubican como favorito de cara a la elección del 1 de julio.

Como no podía ser de otra manera, tras recorrer prácticamente todo el país en su tercer intento por llegar a la presidencia de México, López Obrador supo leer el estado de las cosas y lo que más le preocupa a la población: la corrupción. Con encuestas que lo sitúan arriba del 50% de la intención de voto, las dudas sobre su eventual gobierno preocupan a un sector de la sociedad civil, quienes ven indefiniciones por parte de AMLO, propuestas sin mucho sustento y hasta incertidumbre ante la formación de un gobierno con funcionarios poco experimentados en la administración pública.

"En octubre de 2017, esta carrera presidencial parecía una terciada, estaban bastante parejos. Para marzo, parecía que íbamos a tener dos finalistas y un rezagado; para abril tuvimos claro lo que tenemos: un puntero y dos rezagados", dijo Edna Jaime, directora de México Evalúa, durante la reflexión "¿Van a gobernar en serio? Un balance de las campañas electorales".

AFP/Getty Images
El candidato presidencial de México para el partido MORENA, Andrés Manuel López Obrador, saluda a los simpatizantes durante un mitin de campaña en Puebla, México, el 23 de junio de 2018.

Para Edna Jaime, la popularidad de López Obrador se explica por haber construido una narrativa muy exitosa: la del pueblo bueno contra la mafia del poder. En esta narrativa, "la corrupción se volvió el único lema, pero no como un problema de política pública que amerita respuestas técnicas y jurídicas, sino en el plano de atributos personales".

La corrupción galopante

Y es aquí en donde AMLO ha logrado conectar con los electores, pues ha mencionado el combate a la corrupción prácticamente durante toda la campaña, con frases como "se barrerá la corrupción en el país, como se barren las escaleras, de arriba para abajo. Vamos a moralizar a México".

Daniel Moreno, director de Animal Político, dijo durante el evento que "la corrupción ha sido la marca de la casa de este sexenio", y es difícil negarlo. Un prestamista del gobierno que vende una casa a un precio inferior al valor de mercado a la pareja presidencial; el exdirector de Pemex, Emilio Lozoya, acusado de recibir sobornos millonarios por parte de la firma brasileña Odebrecht; el gobierno federal desviando recursos públicos a través de empresas fantasma; el país cayendo cada año en el Índice de Percepción de la Corrupción. La corrupción ha sido la marca del sexenio y López Obrador lo ha sabido capitalizar.

"No es sorpresivo que esté donde está, frente al desierto de todos los demás, él tenía claridad de lo que estaba haciendo y se mantuvo claro en todo el momento", dijo en su intervención Luis Rubio, presidente de México Evalúa.

El vacío de EPN

Para Luis Rubio, tras la desaparición de los estudiantes normalistas de Ayotzinapa, en septiembre de 2014, el presidente Enrique Peña Nieto "desapareció del mapa" y López Obrador tomó ese vacío, "con enorme inteligencia, con enorme habilidad y con una claridad estratégica que ninguna otra persona ha tenido".

"De todos los actores relevantes de la sociedad mexicana –públicos, privados, sociales, políticos, sindicales– el único que supo lo que estaba haciendo en esta contienda y lo sabe desde hace tres años es Andrés Manuel López Obrador": sentenció Rubio.

ALFREDO ESTRELLA via Getty Images
Andrés Manuel López Obrador saluda a los simpatizantes durante un mitin de campaña en Los Reyes Acaquilpan, municipio de La Paz, Estado de México, el 20 de junio de 2018.

Por su parte, el periodista Leonardo Curzio dijo que el éxito de una narrativa basada en una presidencia con un "hombre fuerte", como la que ha impulsado AMLO, no es exclusivo de México, ya que en otras partes del mundo ha sucedido. "(Obrador) fue mandando el mensaje de que el cambio de inquilino en Los Pinos sí funciona, no como en otras sociedades más complejas de que cambiar un país requiere modificar un montón de estructuras, aquí la idea de que el cambio de inquilino es suficiente para darle un aliento diferente al país no solamente cuajó en las campañas sino que en este último tramo lo está consolidando como un candidato mayoritario (por encima del 50%), como nunca hemos tenido".

Las dudas respecto a AMLO

Para los panelistas, AMLO es sin duda quien ha estado como ningún otro en el terreno, aunque tienen dudas sobre cómo eso se traducirá en políticas públicas efectivas. Su cambiante postura respecto a una Fiscalía Autónoma, es otro de los ejemplos que preocupan a un sector de la sociedad civil.

En caso de que AMLO resulte ganador, Edna Jaime cree que sería "un presidente sin perfil tecnocrático", y cuyo gobierno podría estar conformado por personas que "mayoritariamente no han ocupado posiciones de mando superior en la administración pública federal y eso pone una pregunta sobre la capacidad real que tendrá su gobierno para implementar políticas públicas complejas".

Va a llegar con un gran apoyo y con una gran gran energía, sintiendo que puede encabezar una transformación histórica, pero a la mejor el aparato de gobierno y los instrumentos no le dan para llegar lejos.-Edna Jaime, directora de México Evalúa.

La promesa de López Obrador de bajar los salarios de los funcionarios de primer nivel no convence a la directora de México Evalúa, quien cree que podría bajar la calidad de estos. "Puede que tengamos un gabinete desigual en capacidades y experiencias, unidos solo por la lealtad al líder", alertó.

Además, le preocupa "un proceso de transición complejo" y una posible "politización permanente de las decisiones técnicas" en caso de que López Obrador llegue a la presidencia de México.

El candidato puntero que podría hacer historia el próximo domingo podría también cerrar el ciclo de la transición, consideró Curzio. Con todo y las dudas e incertidumbre que genera, Leonardo Curzio cree que "hay un sector de nuestros compatriotas que no se siente incluido en las instituciones que hoy tenemos y un sector muy amplio ve en López Obrador la posibilidad de que él y su movimiento finalmente estén en el timón de este país y eso va a ser muy refrescante".