ENTRETENIMIENTO
11/06/2018 5:00 PM CDT | Actualizado 11/06/2018 5:36 PM CDT

Este es el significado del pan con el que recibieron al 'Tri' a su llegada a Rusia

La Selección Mexicana tuvo una calurosa (y rusa) bienvenida tras aterrizar en Moscú días antes de su debut en la Copa del Mundo.

Selección Nacional Twitter

La Selección Mexicana aterrizó este lunes en Moscú y luego se trasladó a su Centro de Entrenamiento donde fueron recibidos con una calurosa bienvenida.

Al bajarse del autobús, que los dejó en el lugar donde se hospedarán durante su participación en el Mundial, el conjunto mexicano fue sorprendido con bailes típicos rusos y un elaborado pan del que todos probaron.

El karavái, como se le conoce a esta ornamentada hogaza de pan, es típico de países de Europa Oriental como Ucrania, Polonia, Rumania y de Rusia. Es común en las bodas, funerales y en la ceremonia de pan y sal.

Esta ceremonia, que data de hace miles de años, es una ceremonia de salutación que tiene como intención mostrarse hospitalario, amigable y ofrecer buenos deseos al huésped.

El karavái se relaciona con la creencia pagana de las propiedades mágicas de los granos. Generalmente se hornea con harina de trigo, se decora con figuras simbólicas y se acompaña con nueces, hierbas y frutas.

En Rusia es muy común que en las recepciones oficiales una mujer vestida en trajes típicos ofrezca a los invitados pan y sal, tal como lo hicieron con los jugadores, directivos y el equipo técnico de México.

En las ceremonias de bienvenida, la sal significa que aquel a quien se le ofrece el karavái tiene la última oportunidad de, literalmente, agregar sal y en sentido figurado, jugar una mala pasada a alguien.

Esperemos que nada de eso ocurra en las próximas semanas.