POLÍTICA
08/05/2018 5:00 AM CDT | Actualizado 08/05/2018 5:00 AM CDT

Organización hace lo que SFP dijo costaría 1.6 mdp: una base de datos abierta de declaración patrimonial de funcionarios

En 2017, 73% de funcionarios de gobierno federal no hizo pública su declaración, revela Data Cívica.

FOTO: VICTORIA VALTIERRA / CUARTOSCURO.COM
FOTO: VICTORIA VALTIERRA / CUARTOSCURO.COM

En el año 2017, un ciudadano solicitó a la Secretaría de la Función Pública, en un solo documento, todas las declaraciones patrimoniales de los servidores públicos. La respuesta de la dependencia fue una rotunda negativa, argumentando que una base de datos de tal tamaño tomaría alrededor de 221 días y tendría un costo de un millón 560 mil pesos.

Data Cívica creó dicha plataforma por menos de 500 mil pesos, en cuatro meses, con toda la información pública que está disponible en Declaranet, el cual es gestionado por el gobierno.

El sitio 1560000.org, mismo que se tuvo el apoyo del CIDE, puso a disposición de la sociedad civil la información que los servidores ya hicieron pública a través de sus declaraciones patrimoniales y que por ley están obligados a presentar, pero en un formato mucho más sencillo de consultar y con la posibilidad de comparar cronológicamente dicha información.

Alrededor del 73% de los funcionarios en activo no presentó su declaración patrimonial y el porcentaje restante la presentó con omisiones o inconsistencias. Algunas de estas pueden ser resultado de errores humanos y no dolo, necesariamente, pero sí hacen más difícil la solicitud de información.

Entre los errores que se encontraron fue que muchos funcionarios reportaban ingresos por cero o un peso y, en el otro extremo, había jefes de despacho que llegaban a ganar cifras millonarias, según sus declaraciones.

En el año 2017, menos del 20% de los funcionarios públicos decidió presentar su declaración de impuestos al inicio del cargo, otros decidieron reservar dicha información y la mayoría declaró no tener algún conflicto de interés.

Con la entrada en vigor de la Ley General de Responsabilidades Administrativas, ya no podrán reservar la información que presenten y toda pasará a ser del carácter público. La discusión ahora recae en el Sistema Nacional Anticorrupción, pues habrá que decidirse ahora cuál es la información que será pública.

Carlina Torreblanca está convencida de que una plataforma de este tipo podrá evitar casos de corrupción en tanto la sociedad civil disponga de las herramientas para acceder a ella y el conocimiento para interpretarla, o bien, que sean los medios los que sirvan como intermediarios en este proceso de traducción. No basta con obligar a los funcionarios a hacer presentar su declaración.

La plataforma no está del todo completa, acepta la organización, puesto que hay datos prellenados que no se pueden interpretar por falta de información. Sin embargo, el llamado de Data Cívica para los funcionarios públicos es para que hagan uso adecuado de 1560000.org para crear un vínculo de honestidad con los ciudadanos. El acceso es libre para todos.

FOTO: VICTORIA VALTIERRA / CUARTOSCURO.COM
FOTO: VICTORIA VALTIERRA / CUARTOSCURO.COM

A todos nos debe de importar de importar de qué viven sus representantes y los funcionarios federales, este es un paso que vuelve más sencilla la consulta de esa información."Carolina Torreblanca, directora de datos de Data Cívica.

Si bien Declaranet es funcional, tiene muchos fallos. Para empezar, para que una persona pueda consultar una declaración, tiene que conocer el nombre de la persona en cuestión lo que es un problema cuando hay algunos funcionarios que firmaron con algún seudónimo o cambiaron algo en su nombre.

Además, todos los archivos están disponibles en formato PDF y solo se puede consultar uno a la vez, lo que imposibilita la comparación y el seguimiento anual del desarrollo económico de dicho funcionario.

Fueron cerca de 2 millones 600 mil declaraciones patrimoniales las que Data Cívica descargó y sistematizó. Pero también encontraron obstáculos, como que por secretaría hay muchas más categorías de las que debería de haber.

"Nosotros vamos a seguir alimentando esta base de datos en tanto la Secretaría de la Función Pública no haga su base más confiable", aseguró la coordinadora de datos durante la conferencia en la que estuvo Eber Omar Betanzos Torres, subsecretario de dicha dependencia, e hicieron hincapié en que, tanto el gobierno como la sociedad civil, pueden trabajar en conjunto para crear mejores herramientas que permitan la transparencia.