NEGOCIOS
26/04/2018 10:56 AM CDT | Actualizado 26/04/2018 10:59 AM CDT

Pese a escándalos, crecen ganancias de Facebook en 1T de 2018

Pese a Cambridge Analytica y la intervención rusa en las elecciones, Facebook reportó ganancias en el primer trimestre del 2018.

Facebook reportó ganancias en el primer trimestre del 2018.
Sasha_Suzi
Facebook reportó ganancias en el primer trimestre del 2018.

Ni la investigación sobre la intervención rusa en las elecciones presidenciales ni el escandalazo de Cambridge Analytica por el robo de datos de millones de usuarios en Facebook fueron suficientes para que los anunciantes 'castigaran' a la empresa fundada por Mark Zuckerberg.

Las ganancias de la empresa no sólo NO cayeron ante los escándalos que evidenciaron el enorme poder de Facebook sobre la privacidad de sus usuarios, sino que aumentaron.

En el primer trimestre del año la empresa reportó 49% más ganancias respecto al mismo periodo de 2017 y un crecimiento de 39% en los gastos, con lo que el ingreso neto entre enero y marzo de 2018 fue 63% mayor que el año pasado.

Además creció la publicidad móvil en la plataforma. Pasó de representar el 85% en 2017 a ser del 91% de las ganancias totales por publicidad en el primer trimestre de este año, según información que Facebook presentó ayer a sus inversionistas.

Facebook

Y es que aún con las formas de protesta social como #DeleteFacebook contra la compañía tampoco disminuyó el número de usuarios que usan la plataforma. En marzo de 2018 los usuarios diarios activos llegaron a 1.45 mil millones, un aumento de 13% respecto al 2017.

"A pesar de enfrentar desafíos importantes, nuestra comunidad y nuestro negocio empezaron con fuerza en 2018", dijo Mark Zuckerberg, fundador y CEO de Facebook."Estamos tomando una visión más amplia sobre nuestra responsabilidad e invirtiendo para asegurar que nuestros servicios se usen para el bien".

Sin consecuencia

Leah Millis / Reuters
El CEO de Facebook Mark Zuckerberg compareció en el Senado de EU.

Entre febrero y marzo de 2018 Facebook estuvo en el centro de un debate sobre el daño que pueden hacer las redes sociales a la democracia cuando terceros las usan para obtener información privada o para influir en la opinión de los usuarios.

Dos casos desataron la crítica del poder de Facebook sobre los datos y el derecho a la privacidad de decenas de millones de usuarios en el mundo: la investigación del Departamento de Justicia de EU que reveló la influencia de agencias rusas en la difusión de 'fake news' en las elecciones presidenciales de 2016 y el caso de robo de datos con la empresa británica Cambridge Analytica.

En febrero, el fiscal especial Robert Mueller presentó una denuncia contra 13 ciudadanos y 3 empresas rusas por conspiración para influir en las elecciones presidenciales de Estados Unidos que le dieron el triunfo a Donald Trump.

En su denuncia, Mueller los acusó de conspiración al hacerse pasar por estadounidenses para abrir cuentas financieras, de comprar dominios para esconder su procedencia rusa y hacerse pasar por ciudadanos con cuentas falsas en redes sociales para mandar mensajes de ataque contra los candidatos.

"Tenía un objetivo estratégico para sembrar la discordia en el sistema político de Estados Unidos, incluidas las elecciones presidenciales estadounidenses de 2016", señaló Mueller en la acusación.

REUTERS
El fiscal especial del Departamento de Justicia de EU y exdirector del FBI, Robert Mueller, investigó la intervención rusa en las elecciones presidenciales estadounidenses.

Un mes después, en marzo de 2018, el canal de televisión británico Channel 4 reveló una serie de videos en que directores de la empresa británica Cambridge Analytica revelan que cobraron a ciertos clientes para usar los datos de millones de perfiles de Facebook para manipular e influir en los proceso electorales de EU y de otros países del mundo, incluido México.

Por estos hechos, el CEO de Facebook Mark Zuckerberg compareció dos días ante senadores estadounidenses que lo cuestionaron sobre la poca regulación del gigante tecnológico y los errores cometidos por la empresa que permitieron que el investigador Aleksandr Kogan extrajera datos personales de la red social y, después, se los vendiera a Cambridge Analytica.

Más allá de la incomodidad que Zuckerberg expresó durante la audiencia, su compañía terminó ganando. Solo en el segundo día de su comparecencia las acciones de la empresa subieron 4.5%.

Pese a las protestas en redes sociales y las críticas a Facebook, la empresa salió bien librada y su negocio intacto.