POLÍTICA
13/04/2018 5:00 AM CDT | Actualizado 13/04/2018 5:00 AM CDT

La idea generalizada del campo y la descoordinación entre dependencias, algunos de los retos para los presidenciables en lo rural

Especialistas y académicos presentan un proyecto para rescatar la agricultura mexicana y procurar un desarrollo sustentable.

Twitter: Rimisp

"Es necesario enviar este tipo de propuestas porque hemos revisado las suyas, y al sector rural lo ven como algo que sólo puede producir alimentos, pero también se tiene que procurar el desarrollo social de esos lugares", explica el senador Fidel Demédicis Hidalgo en una entrevista para el HuffPost, a propósito del proyecto La Nueva Sociedad Rural elaborado por expertos en agricultura.

"No es posible que vean al campesino como un peón o que no les importe cómo vive, porque muchos de ellos no tienen seguridad social. Es paradójico que ahí donde se producen alimentos es donde más hambrientos tenemos", reclama el también presidente de la Comisión de Desarrollo Rural, luego de la presentación del proyecto este 12 de abril en el Senado.

Para este diálogo, se acompañó de algunos de los autores y especialistas que contribuyeron a la agenda que enviarán a los candidatos a la presidencia de México. "Con este proyecto, les vamos a dar luz a los candidatos, porque es el resultado del trabajo de verdaderos especialistas y queremos que sus equipos de trabajo lo tomen en cuenta", asegura.

DESALENTADOR

Demédicis explica que México ha tenido un buen par de años en los números que ha arrojado el campo, "pero no podemos decir que la balanza se ha inclinado a nuestro favor porque han sido décadas las que nos hemos manejado con números rojos".

De acuerdo con el estudio, en el año 2014, el 79% del arroz, el 50% del trigo y el 22% maíz fueron importados, a lo que se suma la gran dependencia que tenemos de Estados Unidos como principal comprador: el 65% del aguacate, el 75% de la cebolla y el 93% de los cítricos que se produjeron en México fueron adquiridos por aquel país.

Asimismo, el análisis detecta tres tendencias determinantes en la alimentación que repercuten en otros ámbitos, como el medio ambiente: entre 2015 y 2016, aumentó a 42.5 millones de personas la inseguridad alimentaria en América Latina; aumentó el consumo de proteínas de origen animal, lo que provocó la explotación de la agricultura y mayor calentamiento global; y que la fácil adopción de alimentos procesados deriva en enfermedades como la obesidad y la diabetes.

En México superamos el 60% de población con sobrepesoFidel Demédicis Hidalgo, senador.

El documento también plantea el compromiso de procurar políticas y prácticas de agricultura que permitan la preservación del suelo, el agua, los bosques, las selvas y la biodiversidad.

Las propuestas que destacan son que el gobierno recupere la capacidad de invertir de forma eficaz, organizada y transparente en el campo; implementar acciones que tomen en cuenta la investigación, información, infraestructura, capacitación y el adiestramiento; y que se definan los criterios de sustentabilidad ambiental y se apliquen también a los ámbitos del agua, el suelo, la pesca, el bosque y la selva.

SIN COORDINACIÓN

Durante su intervención en el diálogo, la científica ambientalista y exsecretaria del Medio Ambiente, Julia Carabias apuntó que "hablar del campo va más allá de las vacas y los cultivos, México tiene que garantizar la conservación de las especies y los derechos básicos de las personas que ahí laboran".

Diagnosticó, entre los problemas que hay que acatar en esta materia, el distanciamiento entre la Sagarpa, Semarnat y Sedatu, así como el actuar indiferente entre ellas. "Necesitamos un instrumento novedoso y transversal", explica, "las plataformas de los candidatos no tienen una visión integral en este sector".

Respecto a ese punto, John Scott Andretta, del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), refirió que en nuestro país tenemos dos políticas, una para el norte y otra para el sur, y que estas actúan de forma totalmente descoordinada, por lo que pidió "un cambio de visión, consistente y radical".

"Para resolver los problemas, tenemos que echar mano de un programa de visión territorial e integral", refirió e hizo alusión a la necesidad de la apropiada aplicación de los programas que ya existen y evitar la creación de más programas no contributivos.

ENTRE EL ABANDONO Y LA FALTA DE VOLUNTAD

"No hay voluntad política", aseguró el senador Fidel Demédicis, quien también es candidato independiente a la gubernatura de Morelos -y este 12 de abril amaneció en el tercer sitio de las encuestas de preferencia electoral.

"El campo de Morelos está en la pobreza extrema y en el abandono, por eso el arroz, que está catalogado como el mejor del mundo, y es uno de los orgullos de nuestro estado, está en vías de extinguirse", lamentó.

Dice que hoy sólo se aprovechan 800 de los miles de hectáreas que se usaban para la agricultura y que esto se debe al descuido de los gobiernos que han pasado por ahí. Hoy busca que los agricultores recuperen sus molinos para que puedan obtener una plusvalía de lo que siembran pues "hoy apenas están sobreviviendo".

Esas condiciones, en esos lugares, han logrado que el crimen organizado se enquiste, porque a los campesinos les es más redituable sembrar marihuana o amapolaFidel Demédicis Hidalgo, senador

"Alguno de ellos (de los presidenciables) va a ser ganador, eso es seguro, si no tomaran en cuenta esta agenda, querría decir que no les importa el campo y sólo lo ven como una posibilidad de obtener votos. Esta es una propuesta seria, suscríbanse a ella para demostrar que no están hablando por pura demagogia", concluyó.

Aquí puedes leer o descargar el documento íntegro:

1523114973 Agenda Rural 2018 by InformesParaCompartir on Scribd