MÉXICO
24/03/2018 7:01 PM CST | Actualizado 24/03/2018 8:01 PM CST

Familia estadounidense murió por inhalar gases tóxicos: Fiscalía de Quintana Roo

El viernes, la familia Wayne Sharp fue encontrada muerta en una vivienda de un complejo residencial de Tulum.

Twitter: @SinEmbargoMX

La familia de Iowa que fue encontrada muerta el viernes en un condominio de Tulum falleció por asfixia al inhalar gases tóxicos, según los estudios periciales y las necropsias practicados por la Fiscalía General de Quintana Roo (FGQR).

Kevin Wayne Sharp, de 41 años, su esposa, Amy Marie Sharp, de 38, y sus hijos Sterling Wayne Sharp, de 12 años, y Adrianna Marie Sharp, de 7, fueron encontrados muertos por la Policía de Tulum en la madrugada del viernes, luego de recibir un reporte de "olores fétidos" en el interior del condominio PH1 del edificio Tao Tao.

Este sábado, tras concluir las necropsias, la FGQR descartó un hecho violento o un suicidio. "Al concluir las necropsias de ley, médicos forenses adscritos a la Fiscalía determinaron que los cuerpos tendrían aproximadamente entre 36 a 48 horas sin vida a consecuencia de inhalar gases tóxicos, sin determinar aún el tipo de sustancia", señaló la Fiscalía en un comunicado difundido este sábado.

De acuerdo con la Fiscalía del estado, los cuerpos "no presentaban indicios de huella de violencia, tampoco evidencia que sugiera disturbios al interior de la habitación, por lo que se descarta un hecho violento derivado de un posible robo".

La familia proveniente de Iowa llegó a Cancún el pasado 14 de marzo y se trasladó a Tulum, en donde planeaban pasar unos días para después reunirse con unos amigos en un parque acuático, según contó la prima de Amy Sharp, Jana Weland, a ABC News.