MÉXICO
14/03/2018 6:25 PM CST | Actualizado 14/03/2018 8:40 PM CST

Extitular de la Fepade denuncia presiones, amenazas e intentos de comprar su silencio por investigar caso Odebrecht

Santiago Nieto, exfiscal de delitos electorales, aseguró en entrevista con el diario The Wall Street Journal que el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto intentó "comprar su silencio" por indagar los vínculos entre los sobornos de Odebrecht y la campaña presidencial del PRI en 2012.

Cuartoscuro

Santiago Nieto, extitular de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales, denunció que el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto intentó comprarlo para que dejara de investigar el caso Odebrecht, que involucra un caso de soborno a la campaña presidencial del PRI en 2012.

Así lo declaró el exfiscal en entrevista con The Wall Street Journal, luego de que Nieto fuera destituido de su cargo en octubre pasado por indagar los sobornos pagados por la constructora a la campaña de Peña, a través de Emilio Lozoya, exdirector de Pemex.

"Intentaron comprarme para que guardara silencio", dijo Santiago Nieto en entrevista con The Wall Street Journal. Ante ese ofrecimiento, respondió: "Lo siento, pero no puedo recibir dinero de Peña Nieto".

Poco después de ser despedido, Santago Nieto fue convocado a un hotel por un funcionario de la Secretaría de Gobernación. Este funcionario fue Jorge Márquez, quien confirmó haberse reunido con Nieto. El funcionario le dijo que el gobierno quería mantener una buena relación con el extitular de la Fepade y que como un gesto de buena fe le ofrecieron dinero por no tener trabajo.

"Yo era un fiscal molesto para el gobierno y querían que me fuera", dijo el extitular de la Fepade, en su primera entrevista extensa desde su despido en octubre pasado.

Nieto también declaró al diario neoyorquino que intentaron chantajearlo con fotografías que evidenciaban una relación extramarital.

La esposa de Nieto le informó que de manera anónima le enviaron fotos de él con otra mujer, así como los textos de coqueteo. El matrimonio pronto llegó a su fin. Luego vinieron otras amenazas, incluyendo uno con el alias de "La muerte te sigue."

El extitular de la Fepade señaló que los esfuerzos para tratar de callarlo sobre el caso Odebrecht, recibió otras amenazas que llegaron de forma anónima vía Telegram. "Un consejo, mantente lejos de los problemas", dice uno de los mensajes que recibió, y que WSJ asegura haber revisado.

Tras la destitución de Nieto como fiscal y su declinación a pelear por el cargo en el Senado, una juez federal suspendió una orden de aprehensión contra Emilio Lozoya.

"Poco antes de su despido, Nieto dijo que había solicitado información bancaria de las Islas Caimán, así como declaraciones juradas y otra documentación de las autoridades brasileñas, como parte de su esfuerzo para decidir si existían motivos para presentar cargos contra Lozoya", asegura el texto del WSJ.

Respecto a sus razones para hablar en este momento, Nieto dijo que teme por su vida y las de sus dos hijas adolescentes. Mencionó que ya reportó las amenazas que recibió a la PGR.

En octubre pasado, Nieto desistió de pelear contra su destitución en el Senado de la República, tras ser objeto de fuertes presiones, según dejaría entrever en una carta.

México es, junto con Venezuela, uno de los pocos países de América Latina donde no hay detenidos por el caso Odebrecht.