INTERNACIONAL
13/03/2018 10:58 AM CST | Actualizado 13/03/2018 4:11 PM CST

Muro y protestas: así fue la visita de Donald Trump en San Diego

Esta es la primera visita del actual presidente de EU, a California, en donde sus propuestas sobre inmigración no son bien recibidas.

Trump realiza una inspección de los prototipos de muro fronterizo en San Diego, California.
MANDEL NGAN/AFP/Getty Images
Trump realiza una inspección de los prototipos de muro fronterizo en San Diego, California.

Durante una corta visita a la zona fronteriza de Otay Mesa, en San Diego, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, insistió ante periodistas que "el muro fronterizo es nuestra primera línea de defensa", de acuerdo con un reporte de Reuters.

Trump examinó este martes ocho estilos diferentes de muros en la frontera de Estados Unidos con México, prototipos de la barrera que prometió construir para mantener a raya a los inmigrantes ilegales y las drogas.

Los prototipos, diseñados por seis compañías con sede en Estados Unidos y presentados en octubre, se encuentran a varios metros de la oxidada valla existente, parte de una barrera que divide Tijuana de San Diego.

De pie junto a los prototipos, mientras los agentes de la patrulla fronteriza de Estados Unidos, cabalgaban a caballo, Trump discutió los méritos de varios diseños con funcionarios fronterizos, su jefe de personal John Kelly y el secretario de Seguridad Nacional, Kirstjen Nielsen.

MANDEL NGAN/AFP/Getty Images

MANDEL NGAN vía AFP/Getty Images

MANDEL NGAN/AFP/Getty Images
Trump sostiene una fotografía con el antes y después de un segmento del muro fronterizo. En la imagen, con el jefe de la Patrulla Fronteriza, el agente Rodney S. Scott.

MANDEL NGAN vía AFP/Getty Images
La caravana que trasladó a Trump al punto donde están los prototipos.

MANDEL NGAN/AFP/Getty Images
Miembros de las fuerzas armadas de EU vigilan la vsita de Trump en San Diego, California.

Durante su visita, Trump apuntó a las llamadas "ciudades santuario" en California, los gobiernos locales que se niegan a cooperar con los funcionarios de inmigración federales que buscan deportar a los inmigrantes ilegales.

"Las ciudades santuario están protegiendo a un horrible grupo de personas", dijo, de acuerdo con citas que recoge Reuters. El presidente estadounidense ha mantenido sus quejas de que Los Ángeles, San Francisco y otras ciudades importantes están protegiendo a los inmigrantes ilegales que han cometido crímenes.

La semana pasada, el Departamento de Justicia de Trump presentó una demanda acusando a California de violar la Constitución de Estados Unidos. Y poner a los agentes federales en peligro mediante la aprobación de leyes que protegen a los inmigrantes ilegales.

México no calló y se burló del muro

Edgard Garrido / Reuters
Estos son los prototipos del muro que vio Trump.

Mientras Trump revisaba el muro, en territorio mexicano un grupo de manifestantes gritaron consignas en contra de las pretensiones del mandatario estadounidense, todo en un ambiente pacífico, como pidieron los organizadores de las movilizaciones.

"No pagaremos tu muro" y "no somos enemigos de USA", se leía en algunas de las grandes pancartas que colocaron sobre la valla ya existente, de acuerdo con un despacho de la agencia AFP.

Los manifestantes también quisieron quemar una piñata que lo representa, pero agentes de la policía federal mexicana les disuadieron, agregó AFP.

Guillermo Arias/AFP/Getty Images
Los manifestantes protestaron contra las políticas inmigratorias del presidente estadounidense Donald Trump en el lado mexicano de la frontera entre México y Estados Unidos en Tijuana, estado de Baja California, horas antes de su llegada.

Edgard Garrido / Reuters

Edgard Garrido / Reuters
La policía mexicana inspecciona una piñata que la gente usó durante una protesta en la valla fronteriza y cerca de los prototipos del muro fronterizo del presidente estadounidense Trump, en Tijuana, México.

AFP/Getty Images
Desde la frontera mexicana, autoridades de la Policía Federal estuvieron alertas a las protestas contra Trump.

"El tamaño de estos muros no va a importar", dijo Rogelio Pérez, de 48 años, residente de Rancho Escondido, un barrio pobre de chozas improvisadas rodeadas de autos desvencijados, citado por Reuters.

"Van a usar esas garrochas que usan en las olimpiadas para poder cruzar", agregó con una sonrisa socarrona, de acuerdo con el testimonio recogido por la agencia británica.

Vecinos de Pérez llamaron "loco" a Trump por creer que gastar miles de millones de dólares en barreras impediría que crucen personas decididas a huir de la pobreza y la violencia en México y América Central.

Alejandro Zepeda/EFE
Un día antes de la visita de Trump, el fotógrafo de EFE logró esta imagen de un hombre lanzando a su hija a territorio estadounidense por la valla fronteriza que separa México de Estados Unidos en el punto denominado Las Torres, en Tijuana, Baja California.

Los manifestantes llamaron a un "boicot comercial", en el que pidieron a los mexicanos viajar menos y comprar menos en Estados Unidos.

Lo que dijo antes de su visita

Antes de su visita a la frontera, Donald Trump habló sobre su viaje a California. No perdió la oportunidad de recordar sus beneficios. Esto decían sus tuits:

Twitter: @realDonaldTrump

Según el Centro de Estudios de Inmigración, el muro de 18 mil millones de dólares se amortizará reduciendo la importación de delitos, drogas e inmigrantes ilegales que tienden a caer en el paro federal..."

Agregó:

"Las políticas de los santuarios de California son ilegales e inconstitucionales y ponen en peligro la seguridad de toda nuestra nación. Miles de extranjeros criminales peligrosos y violentos son liberados como resultado de las políticas del santuario, liberadas para atacar a estadounidenses inocentes. ¡ESTO DEBE PARAR!".