NEGOCIOS
20/02/2018 10:14 AM CST | Actualizado 20/02/2018 10:15 AM CST

Funcionarios de la UE dejan 'plantado' a México en acuerdo de libre comercio

Los comisarios europeos de Comercio y Agricultura no viajarán a México esta semana como se había anunciado.

La comisionada de Comercio Europea, Cecilia Malmstrom, durante una entrevista en la sede de la Comisión de la UE en Bruselas, Bélgica, el 15 de enero de 2018.
Francois Lenoir/Reuters
La comisionada de Comercio Europea, Cecilia Malmstrom, durante una entrevista en la sede de la Comisión de la UE en Bruselas, Bélgica, el 15 de enero de 2018.

Los comisarios europeos de Comercio y Agricultura, Cecilia Malmström y Phil Hogan, tenían previsto viajar a México esta semana para impulsar el cierre de negociaciones del acuerdo de libre comercio, pero finalmente la Unión Europea se echó para atrás.

Malmström y Phil Hogan no viajarán a México esta semana, después de que sus negociadores en el país norteamericano hayan considerado que no se han producido avances suficientes sobre la renovación del pacto comercial como para mover las conversaciones al nivel político.

Los empresarios mexicanos que (al fin) pusieron el dedo en la llaga del TLCAN

Fuentes de la Unión Europea le dijeron a la agencia Efe que "las posiciones en algunos asuntos importantes para la UE aún están bastante alejadas" y que "cualquier contacto a nivel político depende de los progresos a nivel técnico".

Los temas espinosos

Son dos los temas que impiden a las dos partes acelerar las negociaciones: las reglas de origen en las exportaciones mexicanas de automóviles y el acceso a los mercados para productos agrícolas europeos como los lácteos y la ternera.

Sin consenso en estos temas, la UE no dará el salto al nivel político que es necesario para sellar el acuerdo político, un paso que parecía cercano en la tarde del lunes y que requirirá ahora una continuación de las conversaciones técnicos entre los equipos negociadores.

Un acuerdo "ambicioso y completo"

"El objetivo de la UE es concluir un acuerdo ambicioso y completo, no un acuerdo a cualquier costo. Como siempre, la sustancia es más importante que el tiempo que tardemos", dijeron las fuentes.

Desde 2013, la UE y México negocian para actualizar un tratado comercial que data del año 2000 y en el que ambas partes quieren modernizar los capítulos de las reglas de origen, el comercio de bienes, las medidas sanitarias y fitosanitarias y los derechos de propiedad industrial.

Con información de Efe.