MÉXICO
22/12/2017 11:11 AM CST | Actualizado 22/12/2017 11:41 AM CST

Dictan prisión preventiva al profesor acusado de abuso sexual en el Colegio Williams

La familia de la niña de 4 años logró que el presunto agresor siga el proceso en su contra en el Reclusorio Oriente.

Francisco Cedano/HuffPost México

El profesor de educación física que cometió abuso sexual dentro de las instalaciones del Colegio Williams en el plantel Mixcoac contra Tefany, entonces alumna de tres años de kínder, ingresó este jueves al reclusorio. La abogada Xóchitl Almendra Hernández Torres, madre de la menor, solicitó al juez de control del Tribunal Superior de Justicia de la CDMX (quien lleva este caso en materia penal), la prisión preventiva justificada contra el agresor de la niña.

Aunque el actual sistema penal acusatorio determina que, a diferencia de la violación, el delito de abuso sexual agravado no amerita prisión preventiva oficiosa, la defensa legal de Tefany presentó esta solicitud al juez quien, por respeto al proceso legal, informó a los presentes que no debían divulgar la identidad de las partes lo que significa no difundir el nombre del acusado.

En exclusiva para HuffPost México, Xóchitl Almendra explicó los argumentos de su petición en la audiencia que se realizó este jueves en la sala de oralidad del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de CDMX ubicado al lado del Reclusorio Oriente. "Mis abogados Baldomero Mendoza y Víctor Valle argumentaron que toda vez que existía un temor fundado respecto de la integridad física de la menor y sus familiares, aunado a que el profesor tuvo un cambio de domicilio y declaró consumir drogas y enervantes, se solicitó como medida cautelar la prisión preventiva justificada".

El 13 de noviembre pasado HuffPost México publicó esta historia que se suma a la lista de casos y violaciones sexuales a menores en edad escolar por parte de profesores y empleados de colegios, de los que la Secretaría de Educación Pública tiene conocimiento, pero de los que se desconoce públicamente si ha tomado o no acciones determinantes al respecto.

Esta mamá no quiere que el abuso sexual a su hija en el Colegio Williams quede en el olvido

En la primera publicación del reportaje, la abogada Xóchitl Almendra explicó que desde abril notó cambios repentinos de actitud en su hija: enojos, inapetencia, irritabilidad, trastornos del sueño además de rehusarse a asistir al colegio. Después de mucho insistir, la niña de entonces tres años confesó a sus padres el motivo por el cual ya no quería asistir al Colegio Williams.

Les dijo que el profesor de educación física "le puso la pilinga en la cola donde hace pipí, por donde hace popó y que le hizo pipí en la espalda". Durante su narración también contó que dicho profesor le dijo que necesitaba ir al baño por lo que le pidió acompañarlo para no dejarla sola en el salón de clases. También señaló que el docente solía acariciarla por encima de su uniforme escolar.

A pesar de que Xóchitl Almendra y su esposo Juan Gabriel Salas hablaron de lo sucedido con el director del colegio Juan Camilo Williams, la escuela no tomó acciones contundentes en este caso; o al menos, los padres de Tefany no fueron informados de las mismas. En aquella ocasión su madre narró que durante la última conversación que tuvo con Juan Camilo Williams él le dijo que buscaría acreditar que el abuso sexual de la niña se había realizado fuera del colegio.

Tras esta publicación, HuffPost México publicó un segundo reportaje el 17 de noviembre donde informó que solicitó una entrevista con directivos del Colegio Williams y con Javier Hurtado (abogado defensor del profesor de deportes) para conocer su versión de los hechos, pero ninguno de ellos respondió a la petición que se les hizo en dos ocasiones.

Colegio Williams mantiene silencio sobre caso de abuso a niña

Cuatro horas de audiencia

Durante este tiempo tres agentes del Ministerio Público de la Fiscalía Central de Investigación de Delitos Sexuales expusieron al juez de control las razones y datos de prueba por las que imputaban al profesor de educación física el delito de abuso sexual en contra de Tefany (quien en este momento tiene cuatro años).

Tras un receso, el Ministerio Público de la Fiscalía abordó el tema de las medidas cautelares y en esencia propuso dos: una, para que el profesor se presentara de manera periódica durante el proceso penal ya que ha cambiado de domicilio. Y dos, para que se le prohibiera acercarse a Tefany y su familia toda vez que sus datos personales se encuentran en la carpeta de investigación a la que él tiene acceso por ser parte dentro de la misma.

En respuesta al Ministerio Público, los abogados de Xóchitl Almendra solicitaron que, en lugar de la presentación periódica, se aplicara la prisión preventiva justificada.

Abuso sexual infantil: lo que el sistema judicial y los mexicanos necesitamos aprender

Después de que el juez de control escuchó y valoró ambos planteamientos, determinó que esta última sí era procedente bajo los siguientes argumentos: Tefany pertenece a un doble grupo vulnerable al ser menor de edad (por lo que se debía entonces atender al interés superior del menor); y además por ser mujer (lo que implica medidas de protección especial con la máxima eficacia con base en lo establecido en la constitución así como leyes nacionales y tratados internacionales).

Cuando el profesor escuchó la resolución del juez, algunos de los presentes en la audiencia aseguran haber escuchado cuando el docente lloró; y también refieren haber presenciado cuando los padres de este reclamaron a sus abogados el porqué su hijo no quedaba libre en ese momento.

La siguiente audiencia de este caso quedó programada para celebrarse después de Navidad.