POLÍTICA
22/12/2017 5:00 AM CST

Así es como para Meade y AMLO se puede combatir al narco en México

Entre dos 'sopas': amnistía e intervención de recursos financieros de los narcos

Cuartoscuro.

A punto de cerrar 2017 como el año más letal para México debido a la violencia generada, en gran parte, por los grupos de la delincuencia organizada, el tema se vuelve central en la agenda de quienes buscan la presidencia del país.

Peña y Calderón suman 234 mil muertos y 2017 es oficialmente el año más violento en la historia reciente de México.

Se proyecta que 2017 terminará con récord de secuestros, pues en 4 años y 10 meses del gobierno de Enrique Peña Nieto este delito ya ha superado al sexenio completo de Felipe Calderón.

Primero, Andrés Manuel López Obrador, precandidato presidencial de Morena, planteó el pasado 3 de diciembre una posible amnistía para los líderes de los cárteles; luego, José Antonio Meade Kuribreña dijo este 20 de diciembre que el combate debe hacerse directamente en lo recursos financieros de las organizaciones delictivas y del narcotráfico.

"Tenemos que acabar con el dinero de los cárteles y tenemos que hacer del centro de nuestra estrategia la inteligencia y el combate a los recursos ilícitos", dijo el precandidato único del PRI a la presidencia sobre su estrategia en materia de seguridad pública.

Para ello, dijo se deberán "actualizar y modificar" las instituciones, sin dar más detalles.

La amnistía planteada por López Obrador ha dado pie a un debate complejo.

Para el centro de análisis InSight Crime, la propuesta de López Obrador no considera la dinámica de la criminalidad en su país: las grandes organizaciones delictivas, como Los Caballeros Templarios, y los cárteles de Sinaloa, Los Zetas o La Familia Michoacana han quedado fragmentadas luego de la caída o detención de sus líderes. Esto impide la posibilidad de "negociar" con una figura única y clara.

Además colocaría cualquier intento de pacificación en un escenario similar al que se está viviendo en Colombia en el posconflicto, con los disidentes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombiana (FARC) y el Ejército de Liberación Nacional (ELN).

Los cárteles mexicanos podrían actuar como algunas facciones de los grupos armados de Colombia, que han demostrado manejarse con independencia, se resisten a abandonar sus lucrativas actividades criminales y siguen ejerciendo la violencia para mantener el control territorial y proteger sus 'negocios'. Esto al margen del acuerdo de paz suscrito por los líderes de la FARC."InSight Crime.

Aunque para algunos expertos, la posibilidad de una amnistía no debe ser descartada, todos coinciden en rechazar este tipo de perdón para los capos y consideran que es poco probable que los narcotraficantes dejen su oficio a cambio del perdón de las autoridades.

"No está claro qué signifique eso de dar amnistía. Cuando se habla de dar amnistía a los narcotraficantes hay muchos delitos relacionados. Si está pensando en dar amnistía a los que han matado y atentado contra personas eso es otra cosa. Si se está pensando en dar amnistía solo a personas que han traficado con drogas, sin participar en otros delitos, ahí podría ser más viable", explicó Jorge Chabat, investigador del Centro de Investigación y Docencia Económica de México y crimen organizado.

También advirtió que es poco probable que personas dedicadas por años a las actividades criminales puedan incorporarse a la sociedad "así, nada más" luego de una amnistía. "Es ingenuo pensar que los líderes del narcotráfico puedan reincorporarse", añadió.

Tania Ramírez, maestra en derecho y especialista en política de drogas y justicia transicional, se dijo sorprendida de la "reacción sobre propuesta de ofrecer amnistía a líderes de bandas criminales", porque –señaló-- es "un término que se usa de manera amplia en situaciones de posconflictos. La justicia transicional es posible en estos casos."

Lo que sí creo es que los delitos que involucran graves violaciones de derechos humanos, de lesa humanidad o genocidio esos no son de ninguna manera sujetos de amnistía".Tania Ramírez.

Para Jaime López Aranda, especialista en seguridad pública y justicia, la mayor parte de la violencia que está ocurriendo está dentro de los grupos criminales y debe tratarse desde la perspectiva de la seguridad pública, con nuevos planes y estrategias.

Cualquier otra propuesta es poesía. Aquí la mayoría de las personas fueron víctimas directas o indirectas de las organizaciones criminales dedicadas a actividades económicas criminales, que continúan depredando sus comunidades" . Jaime López.

La legalización o modificación de las regulaciones sobre el tráfico de drogas en México, la reducción de las condenas a los criminales según el delito cometido, y la reparación a las víctimas son otras variables que surgen en este debate, remata InSight Crime.

Para abonar más a la polémica propuesta, López Obrador volvió a tocar el tema de la amnistía el pasado 20 de diciembre.

A la pregunta de reporteros sobre la crítica que le han hecho sobre el asunto, López Obrador indicó que sus adversarios hicieron "mucho arguende", porque ellos quieren resolver el problema (de la inseguridad) con el uso de la fuerza.

"Están aplicando el ojo por ojo, diente por diente, y así nos vamos a quedar tuertos o chimuelos todos, eso no sirve, no ha funcionado son 76 homicidios diarios en el país", declaró.

"Yo lo que voy a garantizar es que haya paz en México, que se termine con la guerra y para eso voy a utilizar todas las estrategias, voy a explorar todas las posibilidades, porque lo más importante es que haya paz en el país", abundó el morenista.

El tabasqueño manifestó que se trata de una propuesta para quienes quieran reincorporarse a la vida pública "como gente de bien", siempre y cuando lo aprueben las víctimas y los ciudadanos.

López Obrador fue más allá al decir que la amnistía no será para los corruptos como Miguel Ángel Yunes, Javier Duarte, Carlos Salinas o Vicente Fox, a quienes mencionó.