INTERNACIONAL
20/12/2017 12:03 PM CST | Actualizado 20/12/2017 1:10 PM CST

Vladímir Yirinovski: el candidato que competirá con Putin por la presidencia

Las encuestas sitúan al ultranacionalista muy por debajo del poderoso presidente ruso.

Kirill Kudryavtsev/AFP/Getty Images

El actual líder y fundador del Partido Liberal Democrático Ruso (PLDR), Vladímir Yirinovski, no pierde la esperanza de llegar a la presidencia y este miércoles fue proclamado por el congreso de su partido como el candidato para competir contra el presidente Vladimir Putin, quien anunció el 6 de diciembre que buscaría reelegirse el próximo año, por quinta ocasión.

Yirinovski, de 71 años, se presentará por sexta vez como candidato a la presidencia rusa, a pesar de que las encuestas no le auguran buenos resultados frente al poderoso presidente Vladimir Putin.

Según un sondeo de intención de voto publicado este miércoles, entre cinco candidatos propuestos a los encuestados, Yirinovski figura en segundo lugar con el 4.1 %, muy por detrás de Putin (83%). Su mejor resultado lo obtuvo en 2008, cuando consiguió el 9.35 % de los votos, en los comicios que ganó el actual primer ministro, Dmitri Medvédev.

Nacionalismo a ultranza

Además de haber fundado el PLDR y de haber sido vicepresidente del Parlamento ruso en 1990, Yirinovski cuenta con una trayectoria marcada por la polémica por sus posturas ultranacionalistas, que lo han llevado a sugerir en 2011 que Rusia debería lanzar misiles contra las "naciones periféricas", en referencia a Lituania, Letonia y Estonia, países que formaron parte de la Unión Soviética tras la anexión en 1940 y la posterior independencia en 1990.

Yirinovski también expresó su deseo de que Rusia anexe Afganistán y Medio Oriente para que los soldados rusos puedan "lavar las botas en las cálidas aguas del Océano Índico", además de sugerir la recuperaración de Alaska, un territorio que Rusia vendió a Estados Unidos en 1867 y que desde 1959 pasó a ser uno de los cincuenta estados del país.

En 2005, fue declarado persona non grata por el Gobierno de Kazajistán, y un año después, en junio de 2006, el Ministerio de Asuntos Exteriores de Ucrania le negó la entrada por sus declaraciones, a las que calificó de "disminuir la dignidad del país".

Con todo este polémico historial a cuentas y con todos los números en su contra, Yirinovski espera "robarle" la presidencia a Vladímir Putin en los comicios del 18 de marzo de 2018.

Con información de Efe.