MÉXICO
08/12/2017 7:47 AM CST | Actualizado 08/12/2017 7:50 AM CST

Mikel Arriola asegura que dejará atrás la 'política vieja' y seguirá fórmula PRI-Meade

El exdirector del IMSS competirá por primera vez por un puesto de elección popular; quiere gobernar CDMX

Cuartoscuro

Mikel Arriola, exdirector del IMSS, quien presentó ayer su solicitud para buscar la precandidatura a la Jefatura de Gobierno de CDMX, aseguró que dejará atrás la política 'vieja', es decir, que antes de lanzar propuestas va a platicar con los ciudadanos para saber qué es lo qué les preocupa o qué necesitan en realidad.

Voy a crear redes ciudadanas, recoger opiniones, ideas, y resolver problemas", dijo en el noticiero de Carlos Loret de Mola, de Televisa.

Un día antes, tras anunciar su renuncia al IMSS, aseguró que su argumento para dirigir CDMX es que es un chilango consumado de 42 años.

"Me hace mucha ilusión que un priista pueda aspirar a la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de México", detalló durante su discurso de ayer.

Confirmó a Loret de Mola que sí va con la 'fórmula PRI-Meade', que según sus palabras, es la confirmación de la honestidad y el trabajo para resolver problemas y mejorar los servicos para la gente.

Y es que Mikel, al igual que José Antonio Meade, candidato para la presidencia por parte del PRI, tiene trayectoria de funcionario público, no de político, por lo que nunca ha competido por un puesto de elección popular.

Reiteró que la política debe estar alrededor de las personas: "los gobiernos tienen que ser buenos gobiernos porque repercute en la calidad de vida de las personas".

Ayer, en el auditorio Alfonso Reyes, prometió sumar a militantes y simpatizantes, a mujeres y jóvenes, para hacer una campaña de propuestas en lo que denominó "aventura", ya que es la primera vez que competirá por un puesto de elección popular.

CDMX deteriorada

Arriola dio pauta para diagnosticar que la Ciudad de México está en un deterioro.

"Vemos una ciudad que se ha deteriorado, que se ha deteriorado en el transporte, en los servicios, en la luz, en el agua y que cada vez es más difícil hacer un trámite y lo tenemos que hacer en 16 delegaciones", expuso.

Además de dirigir el IMSS, Arriola fue gerente y Subdirector corporativo de Banrural; director general de planeación de ingresos y jefe de la unidad de legislación tributaria en la Secretaría de Hacienda. ​ También fue comisionado federal de la COFEPRIS. Cuenta con estudios de derecho y políticas públicas.

Con información de Excélsior.