NEGOCIOS
22/01/2017 11:30 AM CST | Actualizado 22/01/2017 12:42 PM CST

Hispanos en EU: La nueva batalla de las televisoras se libra al otro lado de la frontera

No hay muro que detenga a las televisoras mexicanas y su búsqueda por nuevas audiencias.

John Lund

Televisa, la televisora más grande de México y uno de los generadores de contenidos más importantes en América Latina, junto con Carlos Slim, propietario de América Móvil, la compañía de telefonía y telecomunicaciones con más suscriptores en el país han decidido conquistar a los más de 55 millones de habitantes de habla hispana en Estados Unidos.

Esto es el 17% de la población en EU desde el 2014, de la cual 35 millones son mexicanos, y el resto son de procedencia sudamericana e ibérica.

Pero esta audiencia y los 668 mil millones de dólares que aporta al PIB estadounidense no es el único motivo que llevó a los dos hombres más ricos de México a "cruzar el charco".

La otra pelea

Carlos Jasso / Reuters

Durante los últimos dos años el sector de las telecomunicaciones cambió en México, las reformas y el consumo han atraído a más competidores y han endurecido las condiciones para hacer negocios, por lo menos para gigantes como Televisa y América Móvil.

"El tema de la Reforma, en la que tiene que compartir la red con la competencia, reduce atractivo al negocio de este tipo de tecnologías", dijo Jorge Gordillo Arias, director de análisis de CIBanco.

Carlos Slim lanza canal de TV para mexicanos en EU al inicio de la "era Trump"

Es por eso que acelerar su expansión hacia otro mercado como el de los contenidos televisivos ha sido su objetivo en los últimos años. Sin embargo, en México no lo ha podido realizar, debido al carácter preponderante con el que lo señala la regulación vigente y las instituciones que la aplican, como el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT).

Pero esto no ha impedido que Slim, principal accionista de América Móvil, compañía que opera a América Móvil y a Telmex, dé a los que serían su competencia en TV abierta muestras de poder como la de los Juegos Olímpicos en Río 2016:

El magnate adquirió los derechos para transmitir los Juegos Olímpicos de Río 2016 y decidió transmitirlos de manera gratuita en los canales 22 y 11 de TV abierta, en Claro Sports, Fox y ESPN, dejando fuera a Televisa y TV Azteca. La transmisión multiplataforma de los Olímpicos fue inédita y se dio en toda Latinoamérica.

"Su estrategia ya tiene muchos años y tiene un objetivo muy claro: apostar a la televisión con una participación muy importante en Estados Unidos, Sudamérica, Europa y México", agregó Gordillo Arias.

Es por eso que la decisión de lanzar un canal de TV abierta en Estados Unidos "de mexicanos para mexicanos" durante 2017 no es del todo sorpresivo. Menos para él, ya que el canal Nuestra Visión, tendrá a los mismos competidores que en México, pero con reglas distintas y un mercado en constante cambio y expansión.

Viejos conocidos y competencia por conocer

Tomas Bravo / Reuters

Pero no todo se debe a cambios en la regulación, el consumo y los consumidores por consecuencia, han cambiado con la adopción de tecnología, dejando atrás los viejos modelos.

En Estados Unidos las compañías con las cuales competirá Nuestra Visión incluyen las filiales de TV Azteca y ahora Televisa con su nueva asociación en contenidos con Univisión.

Azteca América, filial de la mexicana TV Azteca opera en 11 estados de EU y sus contenidos están dirigidos al público hispano. Slim también competirá con Estrella TV, LA TV, Telemundo y Unimás.

Televisa y Univisión se unen para producir contenidos

De todas la que tiene más mercado es Univisión, que decidió unir su operación con Televisa para la producción de contenidos. El anuncio de este acuerdo se dio a conocer sólo unas horas antes de que Slim anunciara su nuevo canal en EU.

Como parte de esta iniciativa, el actual director general de Noticieros, Entretenimiento y Digital para Univisión, y director general de Fusion, Isaac Lee, asumirá el cargo de director general de Contenidos (Chief Content Officer) tanto de Televisa como de Univisión.

Esto explica en parte la decisión de Emilio Azcárraga de aliarse con Univisión. No fue sólo para reducir costos.

De acuerdo con Jorge Gordillo Arias, analista de CIBanco la producción de contenidos diferentes también ha movido a las televisoras a hacer este tipo de alianzas e incluso, a viajar con sus proyectos a otros países.

Esto con el fin de llegar a esas audiencias que pasan ahora más tiempo en plataformas como Netflix y otros que ponderan la movilidad con contenidos descargables.

De acuerdo con la hoja de datos de Medios Hispánicos elaborada por PewResearchCenter, el consumo de contenidos tradicionales en español disminuyó alrededor de 15% hasta el 2015, debido en parte al aumento en el consumo en plataformas de streaming como Netflix.

Esto explica la llegada de un directivo de Fusion, un medio dirigido a nuevas audiencias, como líder de contenidos de Televisa y Univisión en su lucha por (re)conquistar a la audiencia hispana en EU.