EL BLOG

Los 'millennials' son parte de la transición hacia la educación digital

27/11/2017 1:00 PM CST | Actualizado 27/11/2017 4:53 PM CST

GaudiLab via Getty Images
Para los 'millennials' estudiar una maestría es ponerle apellido a su profesión.

La generación de los millennials es la que ha tenido más años de escolaridad en la historia. Por muchos años se habló de que es la generación del futuro, pero ya es la generación del presente y han tenido el privilegio de acceder a una educación superior a la de sus padres.

Hoy en día estamos viviendo una revolución en materia educativa. No solamente se está reformando el modelo educativo en México, sino que también están surgiendo nuevas tendencias globales gracias a la tecnología. Un ejemplo son los MOOCs (acrónimo en inglés de Cursos Gratis Online y Masivos).

Con el internet, con tan solo un click, tenemos acceso a cursos de las mejores universidades del mundo en prácticamente cualquier tema. Esta liberalización de la formación ha abierto oportunidades que jamás imaginamos y nos ha obligado a ser curadores de información.

También ante la globalización de la educación, cada vez más, hay un incremento en la movilidad estudiantil. Por mucho tiempo se ha comentado que, para países en vías de desarrollo, este intercambio académico pudiera ser un riesgo por la fuga de cerebros. Hoy la nueva directriz es la del cerebro circular, en la que los jóvenes pueden tener experiencias en el exterior, pero que regresan a sus países a contribuir con esa exposición internacional.

Los estudiantes que se van con el apoyo de FUNED mencionan que, hoy en día, no te puedes encasillar en trabajar en un solo sector, los equipos de trabajo son cada vez mas multidisciplinarios y están conscientes que están compitiendo con sus pares, no solo de México, sino que del mundo. También que a pesar de que existen plataformas digitales con MOOCS muy interesantes, buscan tener la oportunidad de estudiar en una aula.

Por eso, los millennials aún siguen apostando por estudiar maestrías con movilidad en el extranjero y reconocen que es fundamental para su desarrollo profesional. Asimismo, están notando que existe un retorno sobre la inversión de tiempo y económico. Pero sobre todo, que es una vía para adquirir las competencias suaves como liderazgo, adaptabilidad, trabajo en equipo y creatividad que hoy en día demanda el mercado laboral.

El término universidad viene del latín universitas, que significa algo así como comunidad de profesores y académicos . La nueva propuesta para los gremios de conocimiento es que le brinden a los estudiantes la posibilidad de identificar, producir y tratar la información por medio de soluciones digitales. Sin embargo, sigue siendo fundamental la vinculación comunitaria. Que estos recintos del conocimiento permitan la interacción por medio de una combinación entre la tecnología y las vivencias sociales en estos espacios, que han sido tradicionalmente emblemáticos para la generación y potencialización del conocimiento.

Los jóvenes, están conscientes de que la inteligencia emocional es tan importante como la intelectual y que una manera de potencializar sus habilidades sociales es a través de los intercambios que se generan en las aulas; ya que las experiencias que surgen en los salones de clase son herramientas igual de importantespara adaptarse a los cambios por la generación de nuevos empleos.

Los programas de maestría brindan un espacio para fomentar y nutrir intercambios sociales y de conocimiento.

Para los millennials estudiar una maestría es ponerle apellido a su profesión y, por eso, las grandes universidades del mundo están implementando programas interdisciplinarios y flexibles para hacer frente a las necesidades de los jóvenes y de los empleadores.

Un ejemplo es la maestría en ciencias de la ley (Master of Science in Law) que ofrece la Pritzker School of Law de la universidad de Northwestern. Este programa aunque pareciera a primera vista que es para abogados, está diseñado para proporcionar una formación jurídica a los profesionistas en STEM para que puedan hacer frente a los desafíos regulatorios a los que se enfrentarán.

Las habilidades adquiridas en este programa permiten a los profesionales comunicarse e interactuar entre disciplinas y profesiones, reconocer obstáculos y riesgos y visualizar oportunidades de innovación y emprendimiento.

En realidad, las maestrías se han convertido en el puente necesario entre la licenciatura y mundo laboral y a pesar que los MOOCs han sido revolucionarios y democráticos todavía no son un sustituto perfecto de las aulas.

Ahora los millennials han demostrado ser una generación que sabe que el aprendizaje tiene que ser constante a lo largo de la vida y que una fusión entre lo disruptivo y lo tradicional puede ser un buen balance para ser exitosos en su plan de carrera. Sin duda, debemos estar atentos a que la transición de más tecnología y menos aula está a la vuelta de la esquina y que las preferencias de las futuras generaciones irán de la mano con la revolución digital.

Por eso, es fundamental poner especial énfasis a que los cambios en la educación, desde la base de la pirámide, atiendan de manera muy consciente la brecha digital. Esta es nuestra esperanza para convertir a México en una sociedad del conocimiento.

*Este contenido representa la opinión del autor y no necesariamente la de HuffPost México.