EL BLOG

Lo que aprendí de los break ups a los 20

26/10/2016 10:00 AM CDT | Actualizado 26/10/2016 1:24 PM CDT
(500) Days of Summer
A ver, seamos honestos, ¿quién a sus 20 se ha logrado salvar de sufrir por un break up? Yo he sido cliente frecuente de la clínica de corazones rotos. La primera vez que tuve la penosa necesidad de ir, me dediqué a hacer todo lo que no deberías hacer. Con el paso del tiempo he aprendido muchas cosas. ¿Cuáles son las lecciones que me han dejado mis break ups?

"Todo pasa y no pasa nada"

via GIPHY


Una de mis primeras jefas, Anabel, siempre dice una frase que resume la forma ideal para enfrentarte a los break ups: "todo pasa y no pasa nada". En tus 20 te vas a dar cuenta que nada es para siempre, ni lo mal que la puedes pasar por el final de una relación. Cada ruptura te va a ayudar a saber con quién sí, con quién no y con quién nunca.

No solo existen las rupturas entre parejas

via GIPHY

Las relaciones de pareja no son las únicas que tienen fecha de caducidad. A veces, los break ups también se dan entre mejores amigos, primos y cualquier tipo de relación. Para mí, estos son mucho más difíciles de superar. Cuando empezamos un noviazgo, tenemos presente que existe la posibilidad de que la relación termine, pero no pasa lo mismo con una relación familiar o una amistad.

Tu 100% de responsabilidad en la ecuación

via GIPHY

No hay nada más deprimente que querer culpar al otro. Cada quien tiene su 100% de responsabilidad. Una relación es de dos y para que fracase, o funcione, se necesita de dos. Al final del día, los errores de una persona que ya no es parte de tu vida no son de tu incumbencia, además, solo puedes cambiar y corregir lo que está bajo tu control.

Preguntas sin respuestas

via GIPHY

Típico: te cortaron "sin razón" y lo único que puede hacer tu cabeza es buscar los porqués. Por favor para. En mis 20 aprendí a dejar de obsesionarme con descubrir los motivos detrás de las acciones de otros. Puede haber tres razones por las que no conozcas la respuesta: no estás completamente preparado para saberla, la respuesta todavía no existe o la otra persona no te la quiere dar. Tener las respuestas a las preguntas no va a cambiar nada. No pierdas tiempo en eso.

La necesidad de hacer limpieza de personal

via GIPHY

Cuando estaba en la prepa relacionaba las rupturas con fracaso. Con el paso del tiempo, y sobre todo gracias a los break ups que viví a mis 20, entendí que no solo son señales de que de alguna forma tienes claro lo que quieres sino que también son necesarios. A veces hay gente tóxica que necesitas sacar de tu vida y a veces, tú eres tóxico para otra persona.

El amor no es suficiente

via GIPHY

Sin duda esta es mi premisa para cualquier relación. Me explico: que el amor no sea suficiente para tener una relación no significa que no sea lo más importante. Las relaciones son como una casa, el amor es la estructura, obviamente sin estructura no puede haber una casa pero, al mismo tiempo, vivir en una estructura, sin nada más, es imposible. Si bien es cierto que sin amor no puede haber una relación, también es cierto que se necesita más que amor.

No hay espacio para el ego y el orgullo

via GIPHY

Los peores enemigos de tus relaciones son el ego y el orgullo. Si los dejas entrar, y créeme que lo van a intentar, nada bueno va a salir de eso. En mis 20 aprendí que la única forma en la que te vas a poder despedir de una relación sin tener remordimientos o arrepentimientos es si siempre hiciste todo lo que te tocaba y más. Para lograrlo, es necesario sacar al ego y al orgullo del juego.

Nadie es perfecto, ni tú

via GIPHY

Nos encanta poner estándares de calidad para otros que ni nosotros mismos pasaríamos. Gracias a mis break ups aprendí dos cosas fundamentales: las personas no son perfectas y pretender que lo son o hacerles saber que estamos esperando a que sean perfectas solo crea una responsabilidad que la otra persona no debería cargar. Punto número dos, tú tampoco eres perfecto.

¿Haces responsable de tu felicidad a otros?

via GIPHY

Como diría Einstein, "si quieres vivir una vida feliz, átala a una meta, no a una persona o a un objeto". No hay nada más egoísta que hacer responsable de tu felicidad a otra persona. Tu felicidad depende completamente de mí, de nadie más.

La gente SIEMPRE te dice quién es

via GIPHY

Todas las personas siempre te dicen quienes son. Pon atención a lo que hacen y dicen las personas cercanas a ti. Estoy seguro que si te pones a pensar en tu último ex, y analizas cómo se comportó desde el principio de la relación, las razones por las que se terminó tu relación no van a ser sorprendentes, sino predecibles.

"A los que juegan a perderte, déjalos ganar"

via GIPHY

A veces hay personas que te quieren y les gustas, pero no les gustas lo suficiente para llevar la relación al siguiente nivel, hay amigos que no te quieren lo suficiente para frecuentarte o para guardar tus secretos... la realidad es que todas estas personas están jugando a empujarte al límite, y sí, aunque tú también eres responsable de formar parte de esta dinámica, no tienes porque quedarte ahí. En mis 20 aprendí que " a los que juegan a perderte, déjalos ganar".

También te puede interesar:

- 7 lugares increíbles para conocer y con poco presupuesto.

- Las 10 lecciones que te dejarán los 20.

- El verdadero significado de las frases que usa tu mamá.