EL BLOG

Carlos Salinas: contra el PRI en conferencia en Estados Unidos

23/04/2017 11:00 PM CDT | Actualizado 24/04/2017 8:26 PM CDT
ENRIQUE ORDÓÑEZ /CUARTOSCURO.COM

Justo a la mitad de un complicado proceso electoral para el PRI, en el cual la captura de Javier Duarte no ha significado los elogios que el partido político esperaba, Harvard Kennedy School organizó un foro latinoamericano en el cual Carlos Salinas de Gortari fue uno de los ponentes, generando cierto descontento en México por lo expuesto ahí.

En su participación se tocaron temas como la relación que tiene México con Estados Unidos y la realidad política, económica y social de la nación mexicana en estos días, la cual trató de explicar y justificar por errores tomados en administraciones anteriores.

Una de esas administraciones fue la de Ernesto Zedillo, a quien culpó también de motivar una fuerte migración de mexicanos a Estados Unidos por la crisis económica vivida a partir de 1995.

Carlos Salinas debe entender que su teoría de aparición de crisis espontánea no se sostiene.

En este punto Carlos Salinas debe entender que su teoría de aparición de crisis espontánea no se sostiene, ya que un conflicto económico tiene una gestación larga, la cual tiene su origen en la constante toma de decisiones equivocadas.

Sin el afán de hacer una defensa a Ernesto Zedillo, nadie que tenga un mes en cualquier administración puede ocasionar un desastre económico como el vivido en México por aquellos años, por lo que ya es hora de que Carlos Salinas acepte su responsabilidad en lo ocurrido en 1994 y 1995 y deje de lado su teoría de crisis espontánea.

En la misma ponencia, una de las conclusiones a las que llega el ex presidente, es que México tiene el problema de las tres "íes", es decir, inseguridad, injusticia e insuficiente crecimiento económico.

#CarlosSalinas at #HKSLatam17

Una publicación compartida de Natalia (@ncotemunoz) el

Resulta una conclusión muy pobre la que ofrece Salinas de Gortari, ya que buena parte de la población mexicana sabe que los problemas a los que México se enfrenta día a día son los que el ex presidente comentó en su estancia en Estados Unidos, por lo que no está ofreciendo un diagnóstico completo del escenario nacional.

Incluso ante esa conclusión, buena parte de la población mexicana sabe que esa realidad de las tres "íes" tuvo su origen en el mismo sexenio de Carlos Salinas, ya que en ese periodo se vivió una época de inestabilidad política, económica y social que sirvió como ante sala a la gran crisis de 1995.

Carlos Salinas no debe perder de vista que en su gobierno se asesinaron a 46 periodistas, lo cual significaba hasta ese momento la cifra más alta en todo el siglo XX para un mandatario nacional; en esa misma administración el problema del narcotráfico tuvo un repunte al reportarse la aparición de nuevos cárteles de la droga, así como un aumento en el consumo nacional.

En esa misma administración de Carlos Salinas de Gortari el problema del narcotráfico tuvo un repunte al reportarse la aparición de nuevos cárteles de la droga, así como un aumento en el consumo nacional.

El mismo Carlos Salinas significó para el país el asesinato de un candidato presidencial en la figura de Luis Donaldo Colosio, un ministro religioso, y de Francisco Ruíz Massieu, quien en ese momento era su cuñado e inmerso en la política. Todas esas muertes siempre estuvieron bajo la sospecha de ser solicitadas por el mismo jefe del Ejecutivo y las cuales quedaron bajo investigaciones mal hechas y con opacidad en los resultados.

Esa administración salinista es justo hoy tema de debate en las campañas electorales, por lo que resulta razonable suponer que ante la aparición de Carlos Salinas en Harvard culpando a otros del desastre nacional, esa aparición sea motivo de conversación en la difícil campaña para renovar gubernatura del Estado de México.

No es la mejor publicidad para el PRI el hecho que un ex presidente que divide a la opinión pública salga a hacer declaraciones como las hechas por él; no resulta en una buena estrategia priísta que el líder de MORENA y su candidata Delfina aprovechen el momento de división electoral.

Hoy la dirigencia del PRI debe estar preocupada ante tal hecho, mientras que Carlos Salinas es probable no haya tenido la precaución de enfocar su discurso a uno en el cual su partido pueda apoyarse para sacar ventaja del mismo.

Ante tal hecho, solo el día a día de las campañas y la siguiente encuesta nos podrán decir qué efecto tuvo tal aparición.

*Este contenido representa la opinión del autor y no necesariamente la de HuffPost México.

También te puede interesar:

- Caso Duarte: así opera el Estado mexicano ante la corrupción

- La sorprendente declaración de AMLO sobre su "amistad" con Salinas de Gortari

- El modelo educativo en México: trunco y con resultados dentro de 50 años