EL BLOG

Por qué Uber debería contratar a una mujer como CEO

01/07/2017 6:00 AM CDT | Actualizado 01/07/2017 11:55 AM CDT
Oli Kellett
"Uber necesita una buena historia que contar".

Por decir lo menos, Uber vive ahora una crisis de identidad. ¿Cuáles son algunos de sus problemas? El CEO Travis Kalanick renunció recientemente, 20 trabajadores fueron despedidos a principios de este mes en medio de acusaciones de acoso sexual, y el Centro de derechos para la igualdad está demandando a Uber por negar el acceso igualitario a sus servicios a personas con discapacidad.

Para salir airosa de estos (y otros) errores y recuperar la confianza del público, la empresa debe contratar a una mujer como CEO. Aquí el por qué:

Tener una mujer como el máximo ejecutivo no permitirá que sobreviva la cultura machista de la compañía. Se enviará un mensaje claro y fuerte en el sentido de que las mujeres son valoradas tanto como empleados y como clientes. Claramente, parte de la caída de Travis Kalanick se puede atribuir a la tóxica cultura de hombres que su liderazgo permitió y alentó. Una CEO mujer puede parar eso en seco e instituir una cultura empresarial justa e inclusiva.

Una CEO mujer demostrará el compromiso de la compañía con la diversidad. En marzo, Uber dio a conocer información que demuestra que las mujeres constituyen el 36.1% de la fuerza laboral global de la compañía y el 32.9% de sus empleados en Estados Unidos y Canadá, pero poseen solo el 15,4% de los puestos técnicos. Poner a una mujer al frente de las operaciones aclarará este tema y demostrará que, en lugar de ocultarlo, la empresa se ha comprometido a solucionar su problema de diversidad.

Las mujeres son líderes transformacionales. Este estilo de liderazgo crea confianza, inspira motivación, amplifica las fortalezas individuales de los miembros del equipo y alienta perspectivas amplias y diversas de sus miembros. Esto es exactamente lo que Uber requiere ahora.

La empresa necesita hacer algo audaz y diferente. El status quo no está funcionando ni ayudará a Uber a enderezar el barco. Una nueva cara (femenina) y una nueva perspectiva rejuvenecerán a la compañía, reforzarán la lealtad de los clientes y ayudarán a desviar parte de la cobertura negativa mediática quelos ha asediado durante los últimos meses.

Uber necesita una buena historia que contar. La contratación de una mujer altamente calificada como CEO es una buena manera de comenzar.

La Dra. Bernice Ledbetter es profesora de la Facultad de Teoría y Gestión Organizacional de la Escuela de Negocios y Administración Graziadio de la Universidad de Pepperdine, donde preside la maestría en Gestión y liderazgo. Sus intereses de investigación y enseñanza se centran en el liderazgo basado en los valores, el liderazgo en la paz y el género. Es la fundadora del Centro Pepperdine para el liderazgo de las mujeres que busca empoderar y ayudar al crecimiento de las mujeres en el ámbito laboral.

Este post fue publicado originalmente en HuffPost. Luego fue traducido.

Este contenido representa la opinión del autor y no necesariamente la de HuffPost México.

También te puede interesar:

- Serena Williams como nunca: desnuda y embarazada para 'Vanity Fair'

- Por qué no me sentí empoderada con 'Wonder Woman'

- Cada mujer cuenta: el presupuesto de género en los países del G7