NEGOCIOS
13/02/2018 4:40 PM CST | Actualizado 13/02/2018 4:48 PM CST

Suicidiómetro: Así podrías ayudar a salvar una vida

Identificar a una persona con pensamientos suicidas podría salvarle la vida.

asiandelight via Getty Images
.

Si alguna vez has escuchado a alguien decir frases como "me quiero morir", "los demás van a estar mejor sin mí", "ya no puedo estar con este dolor", ha amenazado con acabar con su vida o tiene síntomas de una fuerte depresión, podría tratarse de alguien con intenciones suicidas.

Identificar a una persona con pensamientos suicidas, que involucran escenarios de su muerte o ideas de autoinflingirse heridas, podría salvarle la vida. Pero, ¿cómo saber cuándo deben encenderse las alarmas?

El departamento de Psicología del Consejo Ciudadano, que desde hace varios años tiene módulos de atención y prevención del suicidio en el Metro y Metrobús, creó una herramienta para ayudar a los ciudadanos a identificar a una persona en riesgo: el suicidiómetro.

Se trata de una pequeña escala de las etapas previas por las que pasa una persona que tiene intenciones de suicidarse: ideas de muerte, deseo suicida, ideas suicidas, expresión suicida, amenaza suicida, plan suicida, gesto suicida, intento de suicidio y, finalmente, el suicidio.

"Mientras más pronto logres atender a una persona en cuestiones suicidas, el pronóstico es mejor", dijo Moisés Arbitman Freiman, director General de Psicología del Consejo Ciudadano de la Ciudad de México.

Suicidómetro

Cada etapa del suicidiómetro está ligada a un comportamiento o una serie de frases, como las que se describen en la imagen arriba. Sin embargo, Arbitman dijo que también pueden estar ligadas a síntomas de depresión, como alteraciones del sueño (dormir mucho o poco) o de apetito (muchísima hambre o nada), retraimiento (sin ganas de convivir) y perder interés en algo que antes era muy importante.

Aunque advierte que tener esas actitudes no necesariamente indicarían que alguien tiene la intención de suicidarse.

"Estas conductas por lo general indican una depresión fuerte. No quiere decir que todo el que hace estas conductas está deprimido ni que todo el deprimido va a hacer estas conductas"

En México hubo 5 mil 909 muertes causadas por lesiones autoinflingidas en 2013. Un año después, el número subió a 6 mil 337 muertes, según el último dato estadístico del INEGI. Los estados de Chihuahua, Campeche, Quintana Roo y Campeche son los que tienen las tasas más altas de suicidio en el país.

Inegi

¿Qué causa el suicidio?

Desde julio de 2014, el Consejo Ciudadano de la Ciudad de México instauró un programa de prevención del suicidio, llamado El poder de vivir, junto con el DIF y la SEP. Lo que buscan es atender y ayudar a las personas con pensamientos suicidas para evitar que lleguen a la última etapa del termómetro.

"La idea no es diagnosticar ni estigmatizar sino acudir a tiempo por ayuda", dijo Arbitman.

Además de ayudar a los ciudadanos a detectar de forma temprana intenciones de suicidio, el programa también busca dar asistencia psicológica gratuita a personas de bajos recursos.

"El suicidio puede afectar a ricos a pobres, de izquierda o derecha, del norte o del sur. Nadie está exento por ser de una clase social o no. La diferencia está en que muchas veces la gente de bajos recursos o nivel socioeconómico bajos no tiene acceso a algún tipo de atenciones, no sabe que puede recibir ayuda", dijo.

Desde 2014 que inició el programa hasta hoy, el Consejo Ciudadano ha recibido 600 llamadas para prevenir suicidio.

Según el especialista, hay diferentes motivos que detonan pensamientos suicidas en una persona, como tener una deuda impagable o como forma de venganza contra alguna persona; Sin embargo, la mayoría de los casos están asociados a la depresión, que es trastorno de la salud mental.

Y como cualquier trastorno o enfermedad, es necesario tratarlo.

"Si tienes una infección en la garganta te van a dar una medicia.Si tienes una cuestión psiquiátrica te van a dar una medicina, no es porque estés loco o tonto, sino porque hay un desorden en tu cuerpo que no estás controlando", dijo Moisés Arbitman.

El suicidiómetro no es una herramienta para diagnosticar, señal o estigmatizar a las personas con pensamientos suicidas sino, por el contrario, ayudarlas a encontrar ayuda.

Ante la sospecha de que alguien puede estar en peligro lo mejor es identificar en qué nivel de riesgo está la persona según la escala del suicidómetro, hablar al 5533-5533, que es número de asistencia psicológica del Consejo, y pedir ayuda.

Suicidiómetro