INTERNACIONAL
13/02/2018 9:41 PM CST | Actualizado 13/02/2018 9:42 PM CST

En este país es delito celebrar San Valentín

La Sharia es parte de la realidad de muchas naciones de mayoría musulmana.

Fayaz Aziz / Reuters

El 14 de febrero es una fiesta que se ha esparcido por buena parte del mundo, sin distinción de idioma, religión y hasta estado civil, pero en Pakistán no están muy de acuerdo con esta celebración.

Desde el 7 de febrero el gobierno pakistaní emitió un comunicado hacia los medios de comunicación para evitar hacer cualquier referencia a la festividad de San Valentín.

El Tribunal Supremo de Pakistán confirmó esta orden restrictiva que solicitó un ciudadano de creencia islámica, el origen de la queja es que esta fiesta no comulga con los principios del musulmán y señalándolas de "contrarias a la doctrina".

AFP/Getty Images
La intolerancia religiosa es un problema que se ha acentuado con leyes que se basan en la religión mayoritaria.

Las quejas no se hacen esperar, puesto que este tipo de restricciones atentan contra los derechos humanos fundamentales, que se incluyen en el artículo 28 de la constitución pakistaní.

Dentro del Código Penal del país existe la La ley de blasfemia, en la que se apoya en ideas provenientes de la Shariah, o Ley religiosa musulmana, que considera delito cualquier expresión que se pueda considerar ofensiva contra Alá, Mahoma o el Corán.

AFP/Getty Images
Protestas en Karachi contra la festividad de los enamorados.

Este tipo de restricciones han ido en detrimento de la pluralidad étnica y religiosa del país, hoy en día menos del 5% profesan una religión diferente al islam. En 1947 cerca del 23% eran de un credo distinto al predicado en el Corán.