UN MUNDO MEJOR
06/02/2018 6:48 PM CST | Actualizado 06/02/2018 7:03 PM CST

Esta es la casa de muñecas en la que la sociedad quiere que habiten las mujeres

Inspirada en la obra del dramaturgo noruego Henrik Ibsen, Nora Hegedüs denuncia las obligaciones que la sociedad quiere imponerle a las mujeres.

Nora Hegedüs.

Una mujer rodeada de desechos de comida chatarra usa ropa deportiva mientras le da una mordida a su hamburguesa. Otra mujer está sentada en la taza de baño con el maquillaje corrido pero lleva hermosa lencería y un outfit níveo, impecable. A otra más la rodea la basura que quedó de la fiesta de la noche anterior, a su lado hay un Nenuco con el que juega. Otra mujer parece revisar las tareas escolares de sus hijos pero en realidad escribe la palabra "Mierda" con crayolas.

Una más plancha ropa, en sus ojos hay huellas de llanto; lo mismo pasa con la que está en el baño, con la de la fiesta y con la que fuma con una mano y lleva un cuchillo en la otra.

Se trata de todas las personalidades que habitan en The Doll House, una casa que no solo muestra la presión social con la que deben vivir a diario las mujeres sino que habla de las repercusiones que esto conlleva en la salud psíquica de las mujeres.

El objetivo del proyecto es atraer la atención a lo peligroso que pueden ser las presiones (sociales, profesionales, personales) pues pueden recaer en trágicos problemas.Nora Hegedüs.

Cortesía Nora Hegedüs.
Model : Astrid Pillette / MUAH : ÈVE Dureau / set Manager : Alexandre Arazaki

La creadora de esta serie es Nora Hegedüs, una fotógrafa y directora franco-húngara egresada de la universidad francesa Louis-Lumière, que ha trabajado de cerca con los problemas sociales, pero que desde 2013 comenzó a profundizar en el tema de las mujeres. En 2015, por ejemplo, realizó el video de la campaña contra el abuso sexual femenino para RED // PSA.

¿Cuáles considera la sociedad que son los deberes más sagrados de una mujer? ¿Los que le debe a su esposo e hijos? Puede ser, sí, pero hay un deber igualmente sagrado que tienen las mujeres: El que se tienen para ellas mismas, indica el comunicado de prensa del proyecto.

The Doll House llegó a la mente de Hegedüs por casualidad, cuando recuperó una casa de muñecas abandonada. Su idea fue tomar a una modelo de tamaño humano para integrarla en quince diferentes escenas en las que se muestra cómo las mujeres lidian con diversas presiones sociales.

La conclusión: las consecuencias trágicas que pueden tener estas presiones.

Lo que me interesa sobre este tema es hacer hincapié a la serie de injusticias en contra de la condición de las mujeres que todavía existe hoy, en pleno siglo XXI.Nora Hegedüs.

"Sé hermosa, sé una buena madre, sé buena en el trabajo, sé una buena amante, sé perfecta" son algunas de las obligaciones que deben cumplir las mujeres contemporáneas, que inspiraron a la creación de este proyecto, según le dijo la artista a lense.fr.

La condición femenina (representada por la modelo Astrid Pillette) rodeada de colores brillantes (inspirada en la decoración infantil) —pero con un toque de tragedia— es lo que presenta Hegedüs en su proyecto, en el que también ha logrado conjuntar su interés en la publicidad (que es una caricatura), la moda (que es muy meticulosa) y el teatro (que es muy frontal).

Estas son las imágenes que integran el proyecto.

Cortesía Nora Hegedüs.
Model : Astrid Pillette / MUAH : ÈVE Dureau / set Manager : Alexandre Arazaki
Cortesía Nora Hegedüs.
Cortesía Nora Hegedüs.
Cortesía Nora Hegedüs.
Model : Astrid Pillette / MUAH : ÈVE Dureau / set Manager : Alexandre Arazaki
Cortesía Nora Hegedüs.
Model : Astrid Pillette / MUAH : ÈVE Dureau / set Manager : Alexandre Arazaki
Cortesía Nora Hegedüs.
Model : Astrid Pillette / MUAH : ÈVE Dureau / set Manager : Alexandre Arazaki
Cortesía Nora Hegedüs.
Model : Astrid Pillette / MUAH : ÈVE Dureau / set Manager : Alexandre Arazaki
Cortesía Nora Hegedüs.
Model : Astrid Pillette / MUAH : ÈVE Dureau / set Manager : Alexandre Arazaki