INTERNACIONAL
06/02/2018 7:37 AM CST | Actualizado 06/02/2018 7:57 AM CST

Juez calificado por Trump como "mexicano" preside un caso del muro fronterizo

El juez de distrito de Estados Unidos Gonzalo Curiel escuchará un caso el viernes próximo que podría determinar si Trump puede renunciar a las leyes ambientales para su muro.

Mientras todavía era un aspirante presidencial en 2016, Donald Trump atacó al juez de distrito Gonzalo Curiel en la televisión nacional, diciendo que la justicia "mexicana" no podía fallar en juicios contra la Universidad Trump debido a la promesa del entonces candidato republicano de construir "un muro entre aquí y México".

"Miren, él está orgulloso de su herencia, ¿está bien? Estoy construyendo un muro", dijo Trump al presentador de CNN Jake Tapper en junio de 2016, refiriéndose a Curiel, un estadounidense que nació en Indiana.

En un giro de ironía, el destino de ese muro fronterizo ahora puede estar en manos del juez ridiculizado por Trump. Como informó por primera vez McClatchy, Curiel presidirá un caso el viernes que puede determinar si el gobierno federal tiene el poder de eludir las leyes ambientales para construir el muro de Trump.

BLOG: Trump amenaza patrimonio mundial en México

Andrew Gordon, un exabogado del Departamento de Seguridad Nacional, calificó el caso como "muy significativo" y le dijo a McClatchy que si Curiel falla contra la administración, podría obstaculizar las ambiciones inmediatas del muro fronterizo de Trump, incluso si un tribunal superior elige gobernar de manera diferente en un futuro escenario.

Si Curiel fallara a favor de la administración, Trump podría emitir exenciones para construir barreras en partes de la frontera sin vallado, señaló The Hill.

Los ataques de la campaña de Trump contra el juez Curiel podrían volver a atormentarlo. Curiel escucha el viernes el caso del muro de Trump.

El caso consolida tres demandas presentadas el año pasado por el estado de California, grupos ambientalistas y el representante Raúl Grijalva (demócrata - Arizona). Las demandas cuestionan las exenciones otorgadas por el Congreso en 1996 y 2005, lo que permite al gobierno federal eludir ciertas leyes federales y estatales, incluidas las reglamentaciones ambientales, por razones de seguridad fronteriza.

Los demandantes afirman que las exenciones están desactualizadas y no deberían aplicarse al plan de muros fronterizos de Trump. California agregó que la construcción del muro podría causar un "daño irreparable" a la vida silvestre del estado. Los expertos legales dicen que los grupos que han presentado las demandas tendrán una carga legal significativa para probar su caso.

BLOG: El muro de Trump tampoco respetaría a los animales

Curiel llegó a los titulares en 2016, cuando Trump lo menospreció como un "enemigo" y "mexicano", mientras que el juez presidió las demandas por fraude contra la Universidad Trump.

"Creo que el juez ha sido extremadamente hostil conmigo. Creo que tiene que ver con el hecho de que soy muy, muy fuerte en la frontera", dijo Trump a Fox News en febrero de 2016. "Ahora, él es hispano, creo. Es un juez muy hostil para mí. Lo dije alto y claro".

BLOG: Cómo una frontera solar podría ayudar a salvar al planeta

Curiel, cuyos padres son ciudadanos naturalizados de México, no respondió a los comentarios de Trump, que fueron ampliamente criticados como racistas. Finalmente, la Universidad Trump acordó pagar 25 millones de dólares para resolver las demandas por fraude. Curiel aprobó el acuerdo.

Al menos un excolega del juez dijo que Curiel no permitirá que los ataques anteriores de Trump le nublen su juicio sobre el próximo caso.

"Puedo decir con certeza que no lo afectará en absoluto", le dijo Gregory Vega, un abogado de San Diego, California, a McClatchy. "Seguirá el estado de derecho".