MÉXICO
24/01/2018 2:46 PM CST | Actualizado 24/01/2018 2:51 PM CST

Agustín Silva, el periodista de la fuente policial que está desaparecido

La última vez que se le vio fue hace tres días, tras cubrir un operativo del Ejército.

Stringer . / Reuters

Un reportero de la fuente policial desapareció hace tres días tras cubrir un operativo del Ejército, informó Artículo 19 y autoridades de México.

Agustín Silva, quien trabaja en el diario El Sol del Istmo, fue visto por última vez la noche del 21 de enero en un bar de Matías Romero, Oaxaca, indica un reporte de Artículo 19.

"Exigimos la aparición con vida" de Silva, dijo a la AFP este 24 de enero Leopoldo Maldonado, responsable de protección y defensa de la organización con sede en Londres.

Por su parte, el fiscal de Oaxaca, Rubén Vasconcelos, aseguró a la prensa que cuenta con "varias líneas de investigación".

Según el testimonio del padre de Silva, recabado por Artículo 19, el reportero cubrió el 16 de enero un operativo militar que confiscó armas y detuvo a tres personas.

Unos días después, una persona "le pidió declarar a favor de los detenidos. Agustín se negó y dijo que sólo se atendría a lo que había escrito y que no colaboraría", añade este testimonio.

El lunes 22 de enero, el automóvil de Silva fue hallado abandonado a 40 km de Matías Romero, indica Artículo 19, que desde 2003 ha documentado 24 casos de periodistas desaparecidos en México.

"El caso de Agustín Silva se encuadra en el 96% de los casos que tienen como preludio a la desaparición investigaciones sobre seguridad pública", asegura la ong.

Un colega de Silva contactado por la AFP aseguró que el reportero "tenía poco tiempo escribiendo, pero sí colaboraba con un diario".

"Las últimas publicaciones que hizo fue respecto a dos operativos que realizó el ejército mexicano y la PGR (fiscalía general) aquí en Matías Romero, donde catearon varias propiedades donde se vendía gasolina de dudosa procedencia", dijo esta fuente que pidió el anonimato por seguridad.

También fueron arrestados "tres sujetos con varios kilogramos de cocaína", añadió.

Con más de un centenar de comunicadores asesinados desde 2000, México es considerado uno de los países más peligrosos para ejercer el periodismo. Y en más de 90% de los casos, no se han detenido a los responsables materiales ni intelectuales.

Artículo 19 contó a 12 reporteros ultimados en México en 2017, mientras que Reporteros Sin Fronteras mantuvo la cifra en 11, pues aún investiga la situación profesional y las circunstancias del asesinato de un reportero en Veracruz.