INTERNACIONAL
17/01/2018 4:44 PM CST | Actualizado 17/01/2018 4:50 PM CST

Los familiares del expolicía Óscar Pérez exigen al gobierno venezolano la autopsia

El gobierno de Maduro mantuvo mucho hermetismo sobre la muerte de Pérez y otros seis compañeros durante el operativo del lunes.

Stringer/Reuters

Los familiares de las siete personas fallecidas durante el operativo del lunes que llevó a cabo la policía venezolana y las Fuerzas Armadas, exigieron al gobierno de Nicolás Maduro que cese el hermetismo en el caso y que entregue los cuerpos.

Entre denuncias de "ejecución extrajudicial", familiares del expolicía Óscar Pérez y de las otras seis personas fallecidas, así como grupos de derechos humanos, exigieron este miércoles al gobierno venezolano que entregue los cuerpos, mientras esperaban afuera de la Morgue de Bello Monte, al sureste de Caracas, en medio de un fuerte operativo de seguridad para resguardar el lugar.

"Vine a reconocer el cuerpo de mi sobrino y a exigir que me lo entreguen. Lo enterraremos aquí en Caracas, donde nació", dijo a los periodistas Aura Pérez, tía del expolicía Óscar Pérez.

"Pido encarecidamente(...) al presidente Maduro, con todo mi dolor y el de mi familia, que por favor, por el derecho que nos corresponde, se respete nuestro dolor y dejen de obstruir y nos entreguen el cuerpo de mi hijo", dijo llorando Zeila Agostini, madre de Abraham Agostini, uno de los fallecidos durante el operativo.

En un principio, el gobierno venezolano dijo que no entregarían los cuerpos porque están a la orden de un tribunal militar, pero gracias a la intervención de algunos diputados de oposición como Delsa Solórzano, los familiares pudieron finalmente acceder a la morgue.

Enemigo de Maduro

Óscar Pérez se convirtió en uno de los enemigos del gobierno de Maduro, después de que el 27 de junio de 2017 atacó desde un helicóptero el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) y el Ministerio de Interior.

El día del operativo, Pérez subió algunos videos a las redes sociales, en los que aparecía sangrando y gritaba que él y sus hombres buscaban entregarse, pero que el gobierno quería matarlos.

"Nosotros no estamos disparando y nos siguen atacando. Estamos negociando para entregar porque aquí hay civiles y ellos no quieren. Nos quieren matar", dijo Pérez.

"Ejecución extrajudicial"

Para la diputada opositora Manuela Bolívar, el "silencio" responde a "un homicidio a personas que estaban demandando entregarse" y los "cuerpos de seguridad continuaron hasta darle muerte".

Pero el ministro de Interior, general Néstor Reverol, afirmó que cuando se negociaba la entrega el "grupo terrorista" atacó a las fuerzas de seguridad, matando a dos policías e hiriendo a otros ocho, por lo que hubo un "enfrentamiento armado".

En medio del ruido que ha generado el caso, la exfiscal general Luisa Ortega Díaz, chavista que rompió con Maduro y huyó a Colombia tras ser destituida el año pasado, también calificó el hecho como una "ejecución extrajudicial".

Con información de AFP.