MÉXICO
17/01/2018 1:03 AM CST | Actualizado 17/01/2018 1:13 AM CST

'Cocoliztli', el responsable del genocidio mexica

El arma oculta de la conquista de México que costó la vida de millones.

INAH

El encuentro entre europeos y americanos ha sido de los momentos históricos que cambió el rumbo de la humanidad. Sin duda este hallazgo para dos civilizaciones que ignoraban la forma de vida de la otra cobró muchas vidas, en este caso las cifras de los caídos de nativos americanos fue muy elevada.

La historia siempre ha confrontado las versiones de la conquista de México, aunque un factor siempre fue determinante para los europeos, un acompañante invisible, los virus y bacterias.

Versiones históricas mencionan a la 'viruela negra' que diezmó a los mexicas e incluso a sus aliados los tlaxcaltecas, entre otras enfermedades como las paperas y gripe, hoy en día imaginarse morir de una enfermedad así sería casi asombroso.

En la Nueva España murieron entre 12 y 15 millones de nativos.


Un reciente estudio publicado por Nature Ecology & Evolution, detectó de que se trataba del padecimiento, al que los mexicas nombraban en el náhuatl de la época como 'cocoliztli' (enfermedad, el mal).

Esta poderosa epidemia que se regó por toda la Mesoamerica fue identificada, si bien hoy en día no deja de ser un mal agresivo, puede ser letal aunque no comunmente, su nombre es Salmonella entérica.

La piel de los afectados se llenaba de puntos rojos, las personas vomitaban y sangraban por los orificios de su cuerpo.

Los síntomas comunes de la salmonelosis actual se relacionan con la gastroenteritis con náuseas y vómitos, dolor abdominal, diarrea, fiebre, dolores musculares, cefalea y sangrado en las heces.

El pasado de las epidemias


No es tarea fácil saber cómo reaccionaban los patógenos del siglo XVI, por lo que los investigadores actuales de la Universidad de Harvard, de Estados Unidos; el Instituto Max Planck de Ciencia de la Historia Humana (Alemania); y del Instituto Nacional de Antropología e Historia (México) ha usado muestras de ADN antiguo con una novedosa técnica de análisis.

"Esta nueva técnica nos permite buscar ampliamente al nivel del genoma (del conjunto de genes) para buscar lo que quiera que esté presente", dijo el investigador Johanes Krause, investigador del Instituto Max Planck de Ciencia e Historia Humana y coautor del estudio.

"Esto es un avance fundamental para investigar las enfermedades antiguas: ahora podemos buscar las huellas moleculares (genéticas) de muchos agentes infecciosos del registro arqueológico, lo que es especialmente relevante para los casos típicos donde no se sabe la causa de una enfermedad", amplió en el comunicado.

El mortal 'cocoliztli'


Fue en Teposcolulua, Oaxaca (a 174 kilómetros de Tehuacán, Puebla) donde se encontraron restos de 29 víctimas de esta salmonelosis ibérica, la memoria de los huesos de 10 de estos individuos fueron la llave para resolver este pasaje histórico.

MALT es nombrada la nueva metodología que permite el procesamiento de información genética, este proceso permitió identificar los patógenos en las muestras, esto sin predisponer la búsqueda. La investigación arrojó como resultado una subespecie de la salmonella entérica Paratyphi C.

Getty Images/iStockphoto
San Pablo Villa de Mitla, Oaxaca, México.

Los investigadores infieren que se presentó una sindemia, un fenómeno que implica la mezcla de patógenos en un entorno sociocultural que permitió la propagación. El desplazamiento de los mexicas de sus áreas habitadas a nuevos espacios sin condiciones, donde no tenían los hábitos de higiene regulares, por lo tanto se volvieron más vulnerables.