ESTILO DE VIDA

La razón del contagio de los bostezos puede ayudar a tratar algunos padecimientos

¡La ciencia es grande!

11/09/2017 9:03 AM CDT | Actualizado 11/09/2017 3:39 PM CDT

El tan solo pensar en bostezos nos hace bostezar, y los científicos creen que ya encontraron la razón de que sean tan contagiosos.

En un estudio reciente que se publicó en Current Biology, investigadores de la Universidad de Nottingham dicen que la razón por la que respondemos a los bostezos puede deberse a reflejos primitivos del cerebro, y mientras más cosas aprendemos de esta parte del cerebro (que controla las funciones motoras), más podemos ayudar a tratar enfermedades como el síndrome de Tourette.

La imitación automática de las palabras de alguien más o de sus acciones, como bostezos, sucede porque existe una condición llamada echophenomena, y los humanos no son los únicos que bostezan involuntariamente cuando ven a otras personas hacerlo, los chimpancés y los perros lo hacen también.

Para entender de dónde provienen las raíces de este echophenomena los investigadores examinaron a 36 adultos mientras veían videos de gente bostezando. Los participantes tenían que controlar el estornudo o bostezar naturalmente cuando quisieran.

Con base en estos estudios, los investigadores encontraron que es difícil resistir al bostezo cuando ves a alguien más hacerlo, y las cosas empeoran cuando te dicen que no bosteces.

cmannphoto via Getty Images

"Creemos que estos descubrimientos son muy importantes para entender la asociación entre la excitabilidad motora y el echophenomena en muchas enfermedades clínicas... como epilepsia, demencia, autismo, y síndrome de Tourette", dice el encargado del estudio Stephen Jackson.

Los investigadores descubrieron también que los estímulos eléctricos aumentaban la necesidad de bostezar, lo cual puede ayudar en el tratamiento de algunas enfermedades.

"El estudio demuestra que la "necesidad" aumenta cuando tratas de controlarte. Con el estímulo eléctrico podemos aumentar la excitabilidad y así se aumenta la propensión al bostezo contagioso", dijo Georgina Jackson, profesora de neuropsicología cognitiva.

" En el síndrome de Tourette, si podemos reducir la excitabilidad podemos reducir los tics, y en eso estamos trabajando", dijo en un comunicado de prensa.

Pero si eres de las personas que no se contagian, nos vamos a apartar porque puedes ser un psicópata.

Un estudio de 2015 encontró que los psicópatas son más inmunes al bostezo contagioso que el resto de la gente.

Según el estudio, la razón por la que los psicópatas no "atrapan" los bostezos es porque son bostezos contagiosos son una señal de empatía, algo que no tienen los psicópatas.

"Los psicópatas se definen en parte por falta de empatía y comprensión de los sentimientos de otros", dijo al HuffPost Brian Rundle, investigador de la universidad y uno de los autores del estudio. "El hecho de que no sientan la necesidad de bostezar sugiere que su mecánica del proceso de empatía no funciona normalmente"-