ESTILO DE VIDA

Las palabras que terminaron con mi matrimonio

Hombres y mujeres divorciados lo cuentan todo.

01/09/2017 12:20 PM CDT | Actualizado 01/09/2017 12:32 PM CDT

Un matrimonio no se desmorona de la noche a la mañana. A veces, mirando hacia atrás, se pueden identificar ciertos momentos que cambiaron irrevocablemente las cosas para peor.

Muchas de las veces son cosas que se dijeron.

A continuación, hombres y mujeres divorciados comparten las palabras que les convencieron de que sus matrimonios habían terminado.

1. "Tengo un nuevo cliente que sólo puede reunirse en las tardes."

"Después de 12 años de matrimonio y una carrera que nunca había requerido trabajar en las noches, mi esposo anunció que él se iría varias veces cada semana a atender a un nuevo cliente... en una habitación del hotel Four Seasons".

- Marcy M.

2. "Si me dejas, nadie más te querrá".

"Quería que dijera: 'No me dejes porque eres increíble y te amo', pero en vez de eso dijo ¡si me dejas, nadie más te querrá de nuevo'. Mi ex había sido abusivo. A pesar de todos los problemas que nuestro matrimonio tenía, ese fue el momento que cambió todo para mí, nunca lo volví a mirar igual ".

- Eden S.

Getty Images/iStockphoto

3. "¡Te odio!"

"Mi ex hizo de la lucha verbal un deporte olímpico, pero un día durante una pelea por algo que ni siquiera puedo recordar, ella gritó:'¡Te odio!', y sabía que lo decía en serio. No hay vuelta atrás de esa palabra de cuatro letras".

- Bill F.

4. "¿Cómo lo averiguaste?"

"Este fue el momento en que me di cuenta de que estábamos fingiendo que su infidelidad no iba a volver a suceder. En lugar de negarlo, simplemente quería saber en qué se equivocó al intentar ocultármelo".

- Kasey F.

5. "Quiero el divorcio, estoy harta de estar solo".

"Envié estas palabras a mi esposo en un texto menos de una semana después de lo que se convertiría en nuestras últimas vacaciones familiares. A pesar de ser infeliz en mi matrimonio, en gran parte debido a un arreglo laboral que nos separó geográficamente, yo estaba totalmente desprevenida para -sin saberlo- le había dado a mi esposo la justificación que necesitaba para dejarme, lo que hizo más tarde ese mes. Aunque creo firmemente que es mejor estar solo que atrapado en un matrimonio malo o vacío, la vida después del divorcio puede ser difícil y el camino a la felicidad largo".

- Stacey F.

6. "Me voy."

"En la víspera de Navidad, poco después de que mi padre murió y mientras mi madre estaba en coma, mi esposa de 23 años miró a través de la sala de estar a mí y indiferente dijo: 'Me voy'. 'Oh, bueno, ¿vas a Target porque necesitamos más ganchos para los adornos?' Luego llegaron las palabras que lo hicieron bastante claro: -'No, Lee, te estoy dejando, no quiero estar casada contigo, ni ahora, ni nunca'".

- Lee G.

7. "Sabía que era gay desde que tenía 8 años. Nunca me he sentido atraído por ti".

"Mi ex no lo dijo en esas palabras exactas, pero dijo que ambas cosas eran ciertas después de encontrar pruebas que lo sugirieron".

- Juliet J.

8. "No puedo vivir así."

"Yo estaba en un ciclo que implicaba ser engañada. Tenía un niño de 2 años y un recién nacido. Empezar de nuevo parecía aterrador y casi imposible, pero llegué a la conclusión de que nada podía ser tan malo como permanecer en esa relación".

- Lindsay L.

Getty Images/iStockphoto

9. "Me casé con un pedazo de mierda".

"Le pregunté a mi esposa si podía nombrar una cosa equivocada que ella había hecho en nuestros ocho años de matrimonio y su respuesta a mí fue, 'Me casé con un pedazo de mierda como tú'. Super que no había esperanza de salvar nuestro matrimonio en ese instante".

- Matt S.

10. "No te quiero".

"Yo estaba corriendo en caminadora después del trabajo, cuando la pequeña voz dentro de mi cabeza gritó '¡NO LO AMAS!'. Cuando llegué a casa esa noche le dije que no lo amaba, que quería amarlo, que sabía que debía amarlo, pero que no lo había hecho. Y no podría vivir una mentira".

- Amy J.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

¡El novio de un atleta olímpico lo invitó de vacaciones a Venecia para pedirlo en matrimonio!

Si piensas que tu pareja es gay...

Carta a mi hija: cuatro cosas que espero que no heredes de mí