ESTILO DE VIDA

Piensa dos veces antes de cocinar tus jitomates en sartén de hierro

Y más si valoras una salsa de tomate con sabor perfecto. 🤤

24/08/2017 10:07 AM CDT | Actualizado 24/08/2017 10:14 AM CDT

Una sartén de hierro fundido es una herramienta básica en cualquier cocina casera, pero hay algunas cosas que puedes y que no puedes cocinar con ella.

Si tienes una sartén de hierro, lo primero que debes hacer es que la tienes que curar. Y con ello lo que quiero decir que es que debes crearle una capa protectora con aceite. También es probable que hayas escuchado que nunca la debes de lavar con jabón. Otro punto es que nunca debes dejar que se seque al aire; la tienes que dejar que se seque sobre la estufa a calor bajo.

Y hay una cosa más que debes saber: es una mala idea utilizar tu sartén de hierro para cocinar una salsa de tomate o cualquier comida súper ácida. El ácido reacciona con el metal y podría provocar que parte del acero se instile en tu comida. Si bien el potencial de riesgo a la salud es extremadamente bajo, sí podría dejar un regusto a metal en tus alimentos. Además, podría dañar la cobertura de aceite de la sartén.

Por supuesto que te puedes tomar algunas libertades, como de pronto utilizar jabón para lavar la sartén y no le pasará nada. Si tomas algunas precauciones, no tendrás que preocuparte por hacer algo que arruine tu sartén favorita.

Sanny11 via Getty Images

En primer lugar, asegúrate de que curaste bien tu sartén. Una sartén bien curada puede resistir el ácido que contiene la mayoría de los alimentos. Al curar la sartén se evitaría que el ácido reaccione con el metal. Si estás cocinando con una sartén mal curada, ten cuidado.

En segundo lugar, si cocinas salsa de tomate rápidamente en tu sartén, lo más probable es que el metal no se alcance a filtrar. Test Kitchen descubrió que si cocinas alimentos altos en ácido por más de 30 minutos en una sartén de hierro fundido lo más que pasa es que tu comida tenga un sabor metálico. Así que mejor no utilices esa sartén si vas a cocinar platillos con salsa de tomate y que requieran mucho tiempo.

Si estás quieres preparar una salsa ragú, de esas que toman todo el día, mejor utiliza un horno holandés (esas cazuelas de metal con barnizado cerámico). Guarda tu sartén de hierro fundido para darle nueva vida a tus aburridas comidas y cenas, así como para cualquier otra deliciosa idea.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

7 recetas para convertir tu chatarra favorita en comida saludable

Por qué (o por quién) decidí tomar y regalar vino mexicano

Seis mapas para saborear sólo comida típica de viaje por Europa