ESTILO DE VIDA

Esta es la verdadera razón por la que el helado nos 'congela' el cerebro

El sabor de una helado lo vale, pero es horrible.

14/08/2017 9:00 AM CDT | Actualizado 14/08/2017 9:02 AM CDT
Ji Sub Jeong/HuffPost

El cerebro congelado es uno de los riesgos que corremos cuando comemos helado. Es la dolorosa consecuencia de comer algo frío demasiado rápido, y es una sensación que casi todo el mundo conoce. Pero ¿qué es y por qué sucede?

El cerebro congelado es un tipo de dolor de cabeza.

El cerebro congelado, que recibe el nombre técnico de sphenopalatine ganglioneuralgia, es un tipo de dolor de cabeza de la misma forma que una migraña lo es. Se trata de la aparición rápida de algo que se disipa muy rápidamente.

Cuando tomas o comes algo frío, como helado, cambias la temperatura en la parte posterior de la garganta, en donde se encuentra la unión de la arteria carótida interna y la arteria anterior cerebral. La arteria carótida interna lleva la sangre al cerebro y la arteria anterior cerebral es en donde empieza el tejido cerebral. Básicamente está lleno de vasos sanguíneos. El cambio de temperatura provoca una dilatación y la contracción de los vasos, y por eso sentimos dolor.

Algunas personas, como el neurocirujano Dwayne Godwin del Wake Forest Baptist Medical Center, piensan que es la rápida dilatación y contracción lo que el cerebro interpreta como dolor. Otros piensan que es el paso repentino de sangre de los vasos lo que provoca presión en el cráneo. Esto es lo que presenta un estudio que condujo Jorge Serrador, instructor de neurología del hospital de Brigham y del Women's Hospital.

Lo único que sabemos es que el helado vale la pena.

¿Cómo previenes el cerebro congelado?

El consejo más común es que para evitar el cerebro congelado hay que dejar de comer helado, lo cual no es una solución aceptable. Una solución más práctica es subir la lengua para tocar el paladar para tratar de aumentar la temperatura de la boca. También puedes tomar algo tibio.

Así es que adelante y disfruta todo el helado que quieras este verano, sólo asegúrate de tener cerca un vaso de agua al tiempo para acompañarlo

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

La paleta de hielo para diabéticos que estábamos esperando

Contenido Patrocinado