MÉXICO

Mireles y el regreso de las autodefensas

El llamado a las armas de Mireles para repeler al Ejército se da en medio de un repunte de la violencia en Michoacán, un distanciamiento con Hipólito Mora, un pleito con Silvano Aureoles y un guiño a López Obrador rumbo a 2018.

13/07/2017 5:00 AM CDT | Actualizado 13/07/2017 9:33 AM CDT
Youtube

Al doctor José Manuel Mireles le bastaron 2 meses de libertad para hacer un nuevo llamado a tomar las armas. El líder de las autodefensas asegura que los casi 3 años que pasó en la cárcel fueron "un infierno", pero la violencia que encontró en Michoacán al salir de prisión lo obligó a retomar una lucha que, en realidad, nunca abandonó.

Sólo que esta vez, a diferencia de otras veces, el llamado para que las autodefensas tomaran las armas no fue para combatir al crimen organizado, sino para repeler al Ejército durante un operativo realizado en Tepalcatepec, lugar donde el movimiento de las autodefensas vio la luz en noviembre de 2013.

Mireles también ha aprovechado su regreso para reagrupar a las autodefensas de Tierra Caliente ante el repunte de la violencia en Michoacán e, incluso, hacer un guiño a Andrés Manuel López Obrador rumbo a la elección presidencial de 2018.

Estas son algunas de las conclusiones que se desprenden de una entrevista concedida por Mireles a la agencia Quadratín y Proceso, durante una reciente gira del líder de las autodefensas por la costa michoacana, en el ejido Coahuayana.

¿Usted esperaba encontrar un país distinto cuando saliera?, le pregunta el reportero Juan Ramón Negrete. "Sí. Si Mireles era el causante de las desgracias en Michoacán y lo meten a prisión, obviamente las desgracias tenían que acabar ¿no? ¿Y cómo estamos?", responde el médico convertido en el líder de las autodefensas.

De acuerdo con datos del Observatorio Nacional Ciudadano (ONC), Michoacán fue la tercera entidad del país con mayor número de asesinatos, sólo detrás de Estado de México y Guerrero. Una tendencia que, sin embargo, se mantiene a la alza en lo que va del año. De enero a marzo de 2017, el estado registró un incremento de 40.5% en homicidios dolosos y 78.8% en secuestros, comparado con el primer trimestre de 2016. El peor registro en dos décadas.

Otras fuentes apuntan en el mismo sentido. Según cifras oficiales del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, los primeros 5 meses de 2017 han sido los más violentos en Michoacán desde 1998, al registrar 528 carpetas de investigación por homicidio doloso.

En junio pasado, el gobierno de Michoacán anunció la detención de Ignacio Rentería Andrade, alias El Cenizo, líder de la organización criminal de Los Caballeros Templarios. Pero lejos de frenar la inseguridad, la detención del capo detonó más violencia en un estado donde el grupo delictivo de Los Viagras y el Cartel Jalisco Nueva Generación se disputan el control de territorios como Apatzingán y Zamora, dos de los 10 municipios más violentos del país.

"Todavía hay grupos que intentan recuperar los espacios para dominar y someter a la población, y con ello cometer sus actividades delincuenciales", dijo en días recientes el secretario de Gobierno de Michoacán, Adrián López Solís.

Paradójicamente, en una entidad donde la violencia va a la alza y donde las ejecuciones, bloqueo de carreteras e incendio de camiones son comunes, municipios donde los grupos de autodefensa tienen mayor presencia (Buenavista, Tepalcatepec, Coalcomán, Aquila y Coahuayana), han logrado disminuir sus estadísticas de inseguridad, según datos del ONC.

En este contexto, Mireles concedió varias entrevistas y participó también en la conformación de la iniciativa Únete México, la cual integra a diferentes organizaciones como el Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra de Atenco, las autodefensas de Quintana Roo o Resistencia Civil Pacífica. Un movimiento que busca "unir a todos los líderes nacionales, movimientos ciudadanos, asociaciones civiles, comunidades indígenas, estudiantes y cualquier persona que tenga el mismo interés de transformar México en un país con vida digna para todos".

Posteriormente, Mireles viajó a Coahuayana, un ejido en la zona costera michoacana, para mandar un mensaje de unidad con los grupos de autodefensa de Tierra Caliente. El pasado 24 de junio, en esa misma localidad, encabezó junto con el líder comunitario de Ostula, Cemeí Verdía, una manifestación en honor de autodefensas caídos y exigir la liberación de alrededor de 300 integrantes de estas.

A dicha reunión también asistieron Héctor Zepeda Navarrete El Teto, comandante de la Fuerza Rural de Coahuayana; María de la Luz Sandoval, comandante de las autodefensas de Aquila y Angelina Contreras Ceja, comandante de Caleta de Campos, en el municipio de Lázaro Cárdenas.

"Aproveché mi salida y mi visita a esta región, para estar con mis líderes, mis viejos líderes que no se han rajado, ni se van a rajar y que gracias a ellos hay seguridad, hay tranquilidad, hay paz, hay productividad en la región", dijo Mireles.

¿Se está reagrupando? inquirieron los periodistas al médico.

"Nuestra lucha social va a continuar, no ha terminado. La gente piensa que me estoy retirando de mis trincheras, pero al contrario, las estoy engrandeciendo. Antes no participaban los universitarios, ni los académicos en la lucha social, ahorita ya están puestos a luchar. Ya tengo 55 mil académicos y universitarios de Michoacán en una de las mejores trincheras y todos en pie de lucha, no se van a dejar, no ocupan andar armados", dijo el espigado caudillo.

Fuentes cercanas a la reunión, consultadas por el HuffPost México, señalan que los grupos de autodefensas controlan alrededor de 36 municipios en la región de Tierra Caliente, con entre 10 y 15 mil hombres y mujeres fuertemente armados.

El distanciamiento con Hipólito Mora

Poco después, a principios de julio, Mireles regresó a Morelia casi al mismo tiempo que el líder de las autodefensas de La Ruana, Hipólito Mora, declaró que el doctor había reclutado a sicarios del crimen organizado como autodefensas.

"Después de que Mireles se integró a las autodefensas yo sabía que lo movían otros intereses. Ofertas del crimen organizado que yo rechacé, él las aceptó", dijo Hipólito, quien responsabiliza a Mireles por la muerte de su hijo.

En diciembre de 2014, Hipólito Mora anunció que su hijo Manuel murió durante un enfrentamiento entre miembros de las Fuerzas Rurales de La Ruana y el grupo de Luis Antonio Torres, alias El Americano. En aquel entonces, Mireles estaba en la cárcel. En abril de 2015, Mora realizó un ayuno para exigir la liberación de Mireles afuera de la PGR. Un año después, en mayo de 2016, seguía defendiendo públicamente al líder de las autodefensas de Tepalcatepec.

En noviembre de 2016, Hipólito Mora denunció un intento de asesinato a las afueras de su casa, presuntamente orquestado por César Ochoa Mendoza, alias El Morisqueto, uno de los líderes del cártel autodenominado como H-3.

Pero algo ocurrió en febrero de 2017, cuando Hipólito Mora cambió su discurso para arremeter contra Mireles, a quien culpó de reunirse con los asesinos de su hijo. "El doctor Mireles cometió errores, muchos errores, desde el momento en que se puso a las órdenes de criminales para andar, según él, levantando pueblos, y ahí está en la cárcel, pagando los errores que cometió", declaró. Desde entonces, la relación no volvió a ser la misma.

Aunque Mireles ha intentado hablar con Hipólito en al menos tres ocasiones, desde que salió de la cárcel, el líder de las autodefensas de Buenavista Tomatlán se ha negado.

El nuevo pleito con el gobierno de Aureoles

Mireles mantuvo un perfil bajo a partir de entonces, hasta que el 11 de julio hizo un llamado de auxilio en el que pidió a las autodefensas "apoyar al pueblo de Tepalcatepec que en este mismo momento está siendo sitiado por tropas del Ejército", aseguró en un video. "Lleven todas las armas que tengan y estén al pendiente. Vamos a tratar de evitar confrontaciones, lo único que queremos es que nos dejen vivir en santa paz y que se retiren", agregó.

El gobierno de Michoacán rechazó el llamado de Mireles y aseguró que la Secretaría de Seguridad Pública estatal, de manera coordinada con la Secretaría de la Defensa Nacional, "reforzó el operativo de vigilancia en la región Tierra Caliente, con especial atención en el municipio de Tepalcatepec, para garantizar la seguridad de la población".

El gobierno estatal indicó que durante el operativo fue asegurada una camioneta con droga y armas.

Horas después, la Sedena emitiría un comunicado en el cual señaló que "elementos del Ejército Mexicano al atender una denuncia anónima obtuvieron información que en inmediaciones de una bodega se encontraban dos camiones con droga, así como personas armadas en vehículos blindados".

"Al atender la denuncia se revisaron los vehículos torton, irrumpiendo aproximadamente 200 personas agrediendo a los soldados con palos y piedras, siendo rodeados para impedir la detención de ocho presuntos delincuentes. Al verse rodeados los militares, el comandante de la fuerza ordenó retirarse, a fin de evitar un enfrentamiento o que personas ajenas a los hechos se vieran afectadas", agregaba el comunicado.

Mireles aseguró que "el Estado mexicano se inventa una camioneta con armas y drogas para tratar de justificar sus agresiones a Tepalcatepec".

Desde que salió de prisión, el conflicto entre Mireles y el gobernador de Michoacán, Silvano Auroeles, se hizo más evidente, luego de que el médico relatara un episodio en el que Aureoles le ofreció ayuda para sacarlo de la cárcel a cambio de que abandonara el país. Una oferta que rechazó.

Una anécdota que evidenció las tensiones entre el gobierno estatal y los grupos civiles armados, luego de que el mandatario michoacano anunció su intento de acabar con las autodefensas. Hasta el momento, Aureoles no ha emitido postura sobre el incidente en Tepalcatepec.

El guiño a López Obrador

Pero las disputas entre Mireles y el gobierno también tienen un matiz electoral rumbo a 2018, dejó entrever el líder de las autodefensas durante la entrevista concedida a medios en Coahuayana.

En ella, declaró que para generar un cambio en México por la vía electoral "solo falta decisión del pueblo, pero estoy seguro que lo vamos a lograr".

Cuando se le preguntó por quién podría encabezar dicho cambio por la vía institucional, Mireles se negó a dar nombres.

"No, ustedes ya lo saben. Para qué quieren que un humilde mortal lo repita. Por eso se va a hacer la guerra. Lo que debemos hacer es promover el voto, provocar el voto, que no haya oportunidad de las trampas que han hecho toda su vida", soltó Mireles.

Una fuente consultada por el HuffPost México confirmó el interés de algunos grupos de autodefensa de Tierra Caliente por sumarse a Morena rumbo a la elección presidencial de 2018. Aunque han existido algunos acercamientos entre representantes locales del partido y líderes de las autodefensas, todavía no existe un acuerdo entre ambas partes para ir juntos rumbo a 2018.

::.