UN MUNDO MEJOR

Niña de 12 años ayuda al nacimiento de su hermano (FOTOS)

¿Y ahora qué creen que quiere ser de grande?

16/06/2017 8:39 AM CDT | Actualizado 16/06/2017 8:50 AM CDT

Jacee Dellapena tiene 12 años y un nuevo plan de vida. La joven tuvo por encargo una gran tarea: recibir la llegada al mundo de su hermano menor. El médico que asistió a su madre le cambió la vida después de haberla invitado al parto. Ahora ella tiene muy claro que quiere ser ginecóloga.

"Es lo que quiere hacer cuando crezca. Dice que es la experiencia más increíble que ha vivido nunca y que nunca había estado tan feliz", le contó Dede Carraway, la madre de Jacee, al HuffPost.

Jacee quería estar presente en el parto de su hermano Zadyn, que ya tiene un año y medio, pero su madre y su padrastro, Zack, no creían que estuviera lista. Sin embargo, decidieron que su hija era lo suficientemente madura como para contemplar el alumbramiento. La (inesperada) sugerencia de que ayudara en el parto fue responsabilidad del médico.

"Me subieron a la cama y Jacee se enfadó mucho porque, como es bajita, pensaba que no iba a poder ver bien el parto. Pero entonces, el doctor Walter Wolfe, le sugirió: 'Jacee, ¿por qué no te cambias y vienes a ayudarme con el parto?", escribió Dede en una publicación de la página de Facebook Love What Matters, que acompañó con emotivas fotos en las que Jacee ayuda a traer al mundo a su nuevo hermano, Cayson.

El médico guió a Jacee durante el parto y su padrastro le dejó cortar el cordón umbilical de su recién nacido hermanito.

La publicación lleva ya más de 75 mil me gusta y se ha compartido más de 8 mil 300 veces; mientras que en el perfil de Facebook de Nikki Smith, la amiga de la familia que compartió las fotos originalmente, acumula más de 223 mil me gusta y se ha compartido en casi 200 mil ocasiones.

En el quirófano, la reacción fue igual de intensa.

"En las fotos se ve a Jacee con una expresión en la cara... en la habitación teníamos todos los ojos llenos de lágrimas. Creo que Jacee hizo que a todo el mundo, incluso al médico, se le escaparan unas lagrimitas de emoción. Ella estaba tan feliz... No tengo palabras para explicar todo lo que sentí", le comentó Dede al HuffPost.

Jacee asegura que fue "el mejor momento de toda su vida", pero su presencia también fue muy reconfortante para su madre, que afirma que la epidural dejó de hacerle efecto durante el parto.

"Me estaba doliendo mucho y, al estar Jacee ahí, podía centrarme en ella y eso me ayudó un montón. Fue increíble", explicó Dede.

Este artículo se publicó originalmente en The HuffPost EU.

También te puede interesar:

- 10 regalos no cliché para el Día del Padre

- Aparece grupo 'justiciero' en Irapuato

- El indignante video de un trabajador de United que nos recuerda la importancia de revalorar la vejez