UN MUNDO MEJOR

Niños transgénero, la urgencia de respetar la diversidad humana

Cinco recomendaciones que nos enseñarán a desprendernos de los prejuicios sobre la identidad de género de cada persona.

16/05/2017 12:06 PM CDT | Actualizado 17/05/2017 1:59 PM CDT
Getty Images/iStockphoto

De los colectivos que integran a la comunidad LGBTTTIQ, las mujeres trans son las que experimentan más violencia, al menos dentro de la sociedad mexicana.

Sucede que el ciclo de violencia contra las personas transgénero inicia desde la infancia: Tres de cada cinco (63%) denunciaron haberla sufrido, la mitad reportó que fue víctima de violencia a manos de algún familiar, informa el análisis Removing transgender identity from the classification of mental disorders: a Mexican field study for ICD-11, publicado en The Lancet Psychiatry.

En ese sentido y como parte de la conmemoración del Día Internacional de la Lucha Contra la Homofobia, la OEA urgió proteger a las niñas/os/es y adolescentes trans de la discriminación, la exclusión, la violencia y el estigma.

Son las familias las encargadas de crear un entorno seguro y afectuoso para los niñas/os/es y adolescentes trans y de género diverso, a fin de evitar que se conviertan en víctimas de la violencia física, sexual y psicológica, e incluso de los llamados "crímenes de honor".

Aquí cinco recomendaciones de la OEA para evitar que les niñes y adolescentes trans sean violentados o excluidos de su comunidad:

Evitar un entorno hostil en casa y escuela

Es necesario integrarlos en la clase, en los juegos, en la casa y en la red (ciberacoso). Excluirlos solo ocasionaría su deseo de abandonar escuela y familia, y quedar expuestos a un ciclo de pobreza (emocional y económica), de marginación, de discriminación y violencia.

Elaborar programas de enseñanza y material didáctico incluyentes

Así como ofrecer capacitación y apoyo a los docentes y personal escolar, presentar programas de educación y apoyo para padres y madres. Es igualmente importante proporcionar acceso seguro y no discriminatorio a los baños y llevar a cabo programas de concientización para cultivar el respeto y la comprensión de la diversidad de género.

Ofrecer apoyo emocional e incluyente (así como servicios de salud)

Rechazar a les niñes y adolescentes trans y de género diverso puede provocar problemas de salud mental, como sentimientos de aislamiento y depresión. Esto se podría llegar a traducir en lesiones autoinfligidas y suicidio. Es importante crear espacios en donde enseñarles a abordar los prejuicios y la discriminación a los que se puedan enfrentar.

Promulgar leyes contra la discriminación

Deben abarcar la identidad, la expresión de género y la orientación sexual, tanto real como percibida. Del mismo modo habría que mencionar los motivos prohibidos de discriminación.

Sin olvidar la necesidad de ofrecer procedimientos accesibles y no discriminatorios de reconocimiento legal del género.

Eliminar las que penalizan la expresión de género

Desde por vestirse con ropa del sexo opuesto o imitar al sexo opuesto hasta afirmar su verdadera identidad de género, discriminar en este sentido pone en peligro su salud, su libertad, su seguridad y su acceso a la información.

Finalmente —señala el documento— es importante dejar de calificar a las personas trans "de enfermas", ya que ésta es precisamente una de las causas fundamentales de las violaciones de sus derechos humanos.

También te puede interesar:

- ¿Quién es el hombre que atacó al sacerdote en la Catedral Metropolitana?

- ¿Whatsapp en la banca? Sí, y Messenger lo sentará

- Esto es diversofobia, y así es como debemos erradicarla