MÉXICO

"Somos campesinos. No somos huachicoleros, ni secuestradores"

Con el cuerpo de unas de las víctimas del enfrentamiento entre huachicoleros y soldados, exigieron al gobernador dejar de criminalizar a Palmarito Tochapan.

06/05/2017 7:07 AM CDT | Actualizado 08/05/2017 10:40 AM CDT

Elvia Cruz

PUEBLA — Están enojados porque dicen que los han criminalizados. "No todos somos huachicoleros", gritan de manera unánime.

Con el cadáver de Felipa, una mujer de 50 años de edad que, aseguran, fue asesinada por los militares la noche del miércoles en una de las calles de Palmarito Tochapan, se manifiestaron frente a la casa de gobierno este 5 de mayo.

"Somos campesinos. No somos huachicoleros, ni secuestradores. Entraron y mataron a gente inocente", gritó uno.

Eduardo Sánchez Montero/Cortesía

Sobre Felipa, cuentan que ayudaba a su marido en el campo y que regresaba a su casa cuando recibió un balazo en la cara que le arrebató la vida.

El ataúd en el que está su cuerpo fue llevado este viernes a las oficinas de la Secretaría General de Gobierno (SGG), como una forma de presión para que se entreguen los restos de los otros cinco civiles abatidos la noche del miércoles cuando se registraron varios ataques entre militares y supuestos huachicoleros.

Elvia Cruz
Ni la lluvia impidió el reclamo de los dolientes de Palmarito

EN IMÁGENES: el enfrentamiento huachicoleros y soldados

Aseguran que todos son originarios del municipio de Quecholac —al que pertenece la comunidad de Palmarito— y han viajado más de dos horas para exigir que el Ejército sea retirado de sus pueblos.

La inconformidad se da luego de que el gobernador Antonio Gali Fayad ha declarado que todo el pueblo está coludido con bandas de ladrones de gasolina, pues mujeres y niños sirvieron de escudo en uno de los ataques que se registraron en la localidad en donde diez personas perdieron la vida: cuatro soldados y seis civiles.

"Que Gali nos dé la cara. Que saquen el Ejército que está asesinando a inocentes", dijo una de la manifestantes.

Homenaje a los militares muertos en combate contra huachicoleros

Algunos, sobre todo jóvenes, tienen cubierto el rostro y justifican que es por miedo "porque los militares están deteniendo a cualquiera".

Elvia Cruz

Durante su estancia frente a las oficinas de gobierno, acusaron que los granaderos alrededor del inmueble detuvieron a otros cinco habitantes, aunque la versión no ha sido confirmada por las autoridades.

Palmarito Tochapan se ubica en el conocido "triángulo rojo", llamado así coloquialmente por concentrar el 80% de las tomas clandestinas a los ductos de Pemex.

A partir de este vienes, suman 3,000 los policías militares que resguardan la zona, en donde las balaceras y explosiones han sido constantes.

También te puede interesar:

- Por qué Puebla es el paraíso para los huachicoleros

- El millonario (y sangriento) negocio de los huachicoleros en Puebla

- La raíz de la violencia (o de cómo la injusticia engendra monstruos)