MÉXICO

A pesar de Trump, México sigue exportando más a EU

Cifras del Departamento de Comercio señalan que en enero subieron las exportaciones mexicanas al país del norte, sumando 23.5 mil millones de dólares.

07/03/2017 10:25 AM CST | Actualizado 07/03/2017 10:26 AM CST
traveler1116

Estados Unidos amplió en enero de 2017 el déficit en la balanza comercial con México, un tema que ha provocado la ira de Donald Trump, quien ha dicho que el socio y vecino al sur de la frontera se ha aprovechado del Tratado de Libre Comercio (TLCAN) y ha amenazado con imponer aranceles y modificar el pacto.

Cambios sensatos al TLCAN beneficiarían a México, dice titular de Comercio de EU

De acuerdo con el Departamento de Comercio de EU, el déficit comercial con México el primer mes del año sumó 5.5 mil millones de dólares, esto representa mil millones más de lo registrado en enero de 2016. En este sentido, reporta la dependencia, la balanza entre EU y México en esos 31 días, y ya con Trump como presidente, sumó 43 mil millones de dólares, el 14.2% del total del comercio global de aquel país. La cifra supera los 40 mil 500 mdd registrados ese mismo mes de 2016, aunque el porcentaje total del comercio de EU con sus socios fue mayor el año pasado, con 14.8%.

Industriales de México advierten límites en renegociación del TLCAN

En enero de 2017, México vendió a EU 23 mil mdd y le compró 19.5 mil mdd. El año pasado en ese mismo mes, México exportó 22.4 mil mdd a EU e importó 18.1 mil mdd.

Cabe destacar que China sigue siendo el país con el que EU tiene el mayor déficit comercial. En enero de este año fue de 30.2 mil mdd, seguido por la Unión Europea, con 13.4 mil mdd. Como país, Alemania tiene el segundo mayor superávit comercial entre los socios de EU, con 5.7 mil mdd y Japón comparte la misma cifra con México de 5.5 mil millones.

En total, el déficit comercial de EU en enero de 2017 llegó a 48.5 mil mdd. 5.2 mil millones más que el año previo.

Tal vez te interese leer:

- 5 consejos de Grupo Modelo para sobrevivir en el TLCAN

- Defender el TLCAN no es la mejor de las ideas