UN MUNDO MEJOR

Querer es poder: superó su parálisis cerebral para titularse

Orgullosamente UNAM.

06/03/2017 12:36 PM CST | Actualizado 06/03/2017 1:23 PM CST

Dirección General de Comunicación Social UNAM

El caso de Matías Alanís Álvarez es uno en el que puedes ver el vaso medio vacío o medio lleno: padece encefalopatía atetoide (parálisis cerebral) que le impide controlar sus movimientos corporales, miopía elevada que lo orilló a la debilidad visual y dificultad de habla.

Si eres de los pesimistas, dirías "híjole, pues no", pero Matías hizo todo lo contrario y ahora puede presumir de ser un nuevo licenciado de Ciencias Políticas y Administración Pública, con mención honorífica por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Matías vive en la occidente Guadalajara, Jalisco, desde donde se interesó por los asuntos de la vida pública, de acuerdo con un boletín de la Dirección General de Comunicación Social de la UNAM. Presentó su examen de admisión y una vez aprobado, inició la carrera en la modalidad educación a distancia.

"Lo inscribimos en la modalidad de educación a distancia sin saber de qué se trataba, pero él pronto se dio cuenta de que ése era su camino: la accesibilidad que le brindaba el sistema y la tecnología eran óptimos para sus circunstancias", dijo su madre Patricia Alanís Álvarez .

Estos programas utilizados durante su carrera fueron el software Jaws que traducía las imágenes en palabras, y el sistema de dictado de voz Open Book para los ensayos y cuestionarios le permitieron el estudio de manera independiente.

Con esfuerzo y dedicación, más la ayuda de su madre, escribió la tesis Los mecanismos de preservación del sistema político mexicano, misma que defendió en su examen profesional en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales.

"Yo me quedé en el camino, pues no terminé la carrera, pero él siempre tuvo una gran determinación para terminar la tesis y graduarse", dijo su madre citada en el boletín.

Ahora, a punto de cumplir 27 años de edad ya tiene nuevas metas: hacer una maestría y ser algún día profesor a distancia de su carrera en su facultad.

También te puede interesar:

- Más científicas mexicanas podrán aprovechar programas de becas

- La increíble labor de un perro de terapia

- Les leo a unos niños de escuela pública y esto es lo que pasa