ENTRETENIMIENTO

Casey Affleck, siete años después de las acusaciones de acoso

El actor ganó un Oscar, es activista de PETA y prepara nuevos trabajos fílmicos.

28/02/2017 5:29 PM CST | Actualizado 28/02/2017 6:43 PM CST

Mario Anzuoni / Reuters

Hace siete años, Casey Affleck estaba filmando el falso documental I'm Still Here, escrito por él y Joaquin Phoenix.

Tras el rodaje, el hermano de Ben fue acusado de acosar sexualmente a la productora Amanda White y a la fotógrafa Magdalena Gorka, quienes lo demandaron por 2 millones de dólares y 2,25 millones de dólares, respectivamente. Ambas denunciaron que habían sido objeto de un comportamiento escandaloso mientras trabajaban en la película.

The Guardian publicó que White acusó a Affleck por haber contratado prostitutas travestis, por haberse referido a las mujeres como "vacas", por haberla maltratado cuando ella rechazó sus insinuaciones y por haber instruido a un operador de cámara para que "capturara" sus genitales en varias ocasiones.

Gorka afirmó que fue sometida a un "ataque casi diario de comentarios sexuales e insinuaciones" por parte de los miembros de la producción, que eran alentados por Affleck.

En ese entonces se informó que la disputa había sido resuelta con la satisfacción mutua de las partes, y las demandas habían sido desestimadas.

Este domingo, el actor se llevó a casa el Oscar por su actuación en Manchester by the sea, lo que provocó descontento, debido a los escándalos sexuales que resultaron finiquitados por un acuerdo extrajudicial, y sin juicio de por medio.

Ahora, en 2017, la Academia le entregó la estatuilla dorada, a pesar de las acusaciones. Incluso hay artículos que aseguran que Brie Larson (que obtuvo el premio como Mejor actriz protagonista por su papel en La habitación, en 2016) no tenía ningunas ganas de darle el Oscar a Casey.

El actor, por su parte, sigue trabajando. Actualmente está filmando la cinta Light of My Life, que escribió, dirige y protagonizará; prepara su participación en la miniserie Lewis and Clark y en la cinta The Old Man and the Gun, está promocionando A Ghost Story —que recientemente se estrenó en Sundance—, y está esperando el lanzamiento de Far Bright Star, que él produjo.

Además, Casey trabaja muy de cerca con PETA.

En los últimos días publicó un video en el que muestra su oposición a los circos, que continúan abusando de los animales (física y sicológicamente) con fines de entretenimiento.

El actor denuncia que felinos, elefantes y otros animales en reclusión deben hacer trucos bajo la amenaza de ser golpeados con palos, látigos o electrodos, o incluso con el aislamiento. El problema es, asegura PETA, que los circos seguirán vigentes mientras el público continúe pagando las entradas.

"Elijo trabajar en la industria del entretenimiento, pero a los animales en los circos y en otros espectáculos ambulantes nunca les dan a elegir", dijo Affleck.

Los años han pasado y la vida ha continuado entre proyectos de trabajo y defensa por los animales, pero, como muchos se preguntan, en estos tiempos de lucha por los derechos de las mujeres, ¿se debe celebrar y honrar a alguien que fue acusado de tan inquietantes transgresiones, que de alguna manera influyen en nuestra percepción de esa persona?

También te puede interesar:

Ella es Ágata, la osa polar que vive en el zoológico de Guadalajara

La pose ultracómoda de la asesora de Donald Trump se ha convertido en meme

El TLCAN ha causado más daño a México de lo que cualquier muro podría