INTERNACIONAL

El plan de deportación masiva de Trump saldrá MUY caro

Mucho más de lo que seguramente imaginaba.

15/02/2017 1:27 PM CST | Actualizado 15/02/2017 6:59 PM CST
Norsk Telegrambyra AS / Reuters

En días pasados, el Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE) ha realizado redadas en por lo menos seis estados de Estados Unidos y como resultado, más de 700 inmigrantes indocumentados se encuentran detenidos y, en otros casos, han sido deportados.

A finales de la semana pasada, el director de campo de ICE en Los Ángeles anunció en una conferencia de prensa que 75% de las casi 160 personas detenidas durante las redadas de esa semana habían cometido algún delito y que el resto había cometido alguna falta menor o solamente estaba viviendo en EU de manera ilegal.

El lunes en un comunicado, el secretario de Seguridad Nacional John Kelly catalogó las redadas como "una serie de operaciones de aplicación selectiva".

Este esfuerzo pone en práctica la promesa de campaña de Donald Trump de deportar a por lo menos tres millones de inmigrantes indocumentados con antecedentes penales, en favor de la seguridad nacional de su país.

La represión contra criminales ilegales es simplemente el cumplimiento de mi promesa de campaña. Miembros de pandillas, traficantes de drogas y otros, ¡están siendo eliminados!

Sin embargo, distintas organizaciones promigrantes han salido a la defensa, argumentando que durante las operaciones, ICE también ha detenido a inmigrantes sin antecedentes criminales y algunos otros que forman parte del programa de alivio migratorio de Acción Diferida (DACA).

Las redadas iniciaron al poco tiempo de que Donald Trump firmó un par de órdenes ejecutivas. La primera permitiendo la inmediata construcción del muro en la frontera con México y la segunda "relajando" las condiciones bajo las cuales los agentes de migración pueden detener y deportar a inmigrantes indocumentados.

El gobierno de Trump detiene a un 'dreamer' mexicano que llegó a EU con 7 años

Los operativos que en un par de días han logrado la detención de cientos de inmigrantes, podrán parecer un éxito rotundo, sin embargo, el precio a pagar a largo plazo será demasiado alto.

De acuerdo con el Centro de Estudios de Migración de Estados Unidos (CMS), el plan de deportación masiva resultará en enormes costos sociales para los estadounidenses.

Según información de su último reporte, 6.6 millones de ciudadanos estadounidenses comparten hogares con residentes indocumentados. Esto significa que al deportar a miembros de estas familias, que en la mayoría de los casos son los padres, el ingreso promedio de los hogares se reducirá casi 47%, según datos de la organización.

CMS también arroja información sobre el empleo de estos inmigrantes o residentes con distintos estatus migratorios, que en la mayoría de los casos son trabajadores independientes, es decir, han creado su propio empleo y en otros casos hasta creado empleos para otros.

Advierte Fed que reducir inmigración podría afectar crecimiento de EU

Trump ha prometido acabar con la política "catch and release" (capturar y liberar) lo cual implica que los inmigrantes detenidos deberán permanecer en custodia hasta que sus casos sean atendidos en los tribunales de inmigración.

Según cálculos de McClatchyDC, esta iniciativa costará al departamento de Seguridad Nacional US$2,200 millones más de lo ya presupuestado para detenciones. En otras palabras, casi tres veces más al presupuesto actual. Esto con el fin de construir y equipar las cárceles y centros de detenciones para responder a la demanda. Lo anterior no incluye US$7,000 millones más para reforzar la frontera con casi 40,000 agentes de inmigración más, explica el diario estadounidense.

Otro factor a considerar es el sistema jurídico, según McClatchyDC con información de la Universidad de Syracuse, el tiempo promedio de espera para una audiencia de deportación es de dos años y se estima que hay más de 533,000 casos pendientes.

Ninguna de estas cifras considera el polémico muro entre México y Estados Unidos, que, de acuerdo con Trump, utilizará presupuesto federal para iniciar la construcción de éste cuanto antes y posteriormente México reembolsará el costo.

Según cálculos del gobierno, el muro podría costar hasta 22,000 millones de dólares. Sin embargo, poco tiempo después del anuncio, Trump explicó a través de su cuenta de Twitter que si bien no se ha involucrado personalmente en las negociaciones o el diseño, el precio final del muro sería mucho menor.

También te puede interesar:

- Trump reduce el costo del muro

- El financiamiento para el muro está autorizado: presidente de la cámara baja de EU

- El muro fronterizo podría estar listo en dos años: John Kelly