MÉXICO

La orquesta que logró cambiar la vida de casi 300 niños poblanos

Porque sí, “la música es milagrosa”.

12/01/2017 10:07 AM CST | Actualizado 12/01/2017 3:39 PM CST
¡LO NUEVO! SELECCIONA Y COMPARTE
Selecciona el texto que quieras para compartirlo en Facebook y Twitter

Cortesía Audi

Marilú Serrano Torres tiene 13 años y vive en San José Chiapa, Puebla. Estudia segundo año de secundaria y desde hace poco más de un año se enamoró el violonchelo. Quizá desde antes, desde que vio a Chloë Grace Moretz —en la película Si decido quedarme— tocándolo. "Me gustaba cómo lo tocaba, cómo se expresaba, era como si el instrumento fuera una persona", nos contó.

Marilú también recuerda lo que le ha contado su mamá, que cuando estaba embarazada de ella se ponía a escuchar música de Mozart y de Beethoven. Piensa que tal vez por eso se le facilita tanto interpretar piezas como Aleluya, Canon, Terranova, extractos de Sinfonía No. 9 de Beethoven o de la Suite No.1 de Bach, su favorita.

Fue en noviembre de 2015 cuando tocó por primera vez un instrumento.

San José Chiapa se encuentra en el oriente del estado de Puebla, "en la gran llanura que se extiende entre la Malinche y el volcán Citlaltepetl". Está a unos 60 kilómetros de la capital del estado y colinda al norte con el estado de Tlaxcala. De acuerdo con el INEGI, el municipio registró ocho mil 087 personas en el censo de 2010. Su principal actividad económica es la agricultura.

El origen de la palabra Chiapa es tomado del azteca Chiahuitl, cuyo significado sería "en el pantano".

Fue en 2012 cuando la compañía automotriz alemana Audi anunció que instalaría una planta de producción en José Chiapa, Puebla. Finalmente, la casa del modelo SUV Q5 quedaría inaugurada en septiembre del año pasado.

Las actividades de la orquesta iniciaron el 23 de noviembre de 2015, un año antes de su apertura.

Fue por aquella fecha que se realizó la convocatoria en la que Marilú participó para formar la Orquesta Audi México.

Al casting asistieron 300 niños que vivían en las comunidades cercanas a la Planta. De ese total se debía hacer una evaluación para seleccionar a los futuros niños músicos. Este "examen" serviría no sólo para decidir qué instrumento tocarían sino para descubrir su pasión, sus aptitudes físicas y sus habilidades musicales.

En la escuela no les llama la atención y dicen que qué pérdida de tiempo y me enojo y les digo sus cosas porque no comprenden lo que significa estar aquí, poder sentir la música".Marilú Serrano.

El músico veracruzano Jorge García Castro, maestro fundador de la orquesta, nos contó cómo eligió a los integrantes: "Hicimos una 'feria de instrumentos', cada maestro pasaba al frente de un escenario y tocaba su instrumento: violín, chelo o cantaba. Les platicaba de qué se trata cada instrumento y los niños elegían irse a las cuerdas o a los vientos. Después se les hacía una evaluación y se decidía si se quedaban o no".

Cortesía Audi

Fueron elegidos 238.

El maestro Castro —un veracruzano de 37 años, que desde hace siete se mudó a la ciudad de Puebla— explica que en San José "no había nada con respecto a la música, no existía la materia en sus primarias y secundarias. Esta era la primera vez que veían un violín o un chelo".

"La música es milagrosa" —asegura Castro—. Un año, un mes y 20 días después de que arrancó la orquesta, ha dicho que gracias a esta oportunidad, la forma de pensar de los niños y sus papás ha cambiado mucho: "Esta disciplina los ayuda a ser responsables".

"La mamá de un niño que toca el trombón me dijo: ¿qué me recomienda: el Conservatorio o la BUAP? Yo le contesté: No, que se vaya a la UNAM o a Xalapa. Porque aunque el niño quería estudiar trombón profesionalmente, los padres querían que estudiara ingeniería o medicina".

Aprenden a amar un oficio, y cuando amas un oficio, no piensas en trabajar sino en divertirte en lo que haces".José García Castro

Después de haber tomado algunas clases teóricas, llegó el momento de tocar. Marilú nos contró que el primer tema que interpretó fue Estrellita dónde estás. "Fue difícil porque no sabía las posiciones, ni lo teórico, ni entendíamos bien el proceso".

Marilú toma cuatro horas diarias de clases de música. Dice que tocar el chelo le apasiona y que quisiera estar toda la vida en la orquesta. Sin embargo, cuando le preguntamos a qué le gustaría dedicarse cuando creciera, nos contestó: "Quisiera estudiar ingeniería, arquitectura o medicina", pero quiere seguir tocando el chelo.

El primer concierto de la orquesta fue el lunes 12 de diciembre, día en que Audi celebró el Día de la familia, cuando las familias de sus más de 17 mil colaboradores visitaron la planta para conocer sus instalaciones.

Ese día interpretaron obras como Carmina Burana y Terranova, además tocaron las canciones Qué chula es Puebla y El himno a la alegría y, como era 12 de diciembre, le tocaron las Mañanitas a la virgen de Guadalupe.

Cortesía Audi
El Gerente de Asuntos Gubernamentales de Audi México, Alejandro Pliego, nos contó que éste se trata del "proyecto insignia" de la planta, con el cual quieren comunicar que realizan un "proyecto sustentable de relación con la comunidad".

Gracias a él se "ha creado una percepción positiva de Audi".

Explicó que las clases diarias son una inversión del tiempo de los niños que permite "apostar por su esfuerzo, su trabajo y el desarrollo de sus habilidades".

Los papás se sienten contentos, crea una sensación de orgullo".Alejandro Pliego.

También te puede interesar:

- Yahoo! Ha muerto: Verizon "le da el tiro de gracia"

- Así se despidió Michelle Obama de sus admiradores

- Reportero de CNN asegura que secretario de prensa de Trump amenazó con sacarlo de la conferencia