INTERNACIONAL

Docenas de universidades y ciudades de EU se convierten en santuarios para inmigrantes

Un movimiento que se opone fuertemente a la iniciativa de deportación masiva de Trump se rehusa a colaborar con las autoridades migratorias.

17/11/2016 1:57 PM CST | Actualizado 17/11/2016 3:49 PM CST
LightRocket via Getty Images

Este movimiento se extiende por todo Estados Unidos y busca transformar las universidad, algunas instituciones y hasta ciudades en santuarios para inmigrantes.

Después de las promesas de campaña de Donald Trump de deportar a millones de indocumentados y tras el triunfo del republicano en las elecciones, miles de estudiantes temen que en los próximos meses la autoridad federal de inmigración visite los campuses y detenga a los estudiantes inmigrantes para eventualmente deportarlos.

Con la intención de evitar ese terrible escenario, cientos de alumnos y profesores de docenas de universidades al rededor del país han mandado peticiones firmadas a las autoridades de éstas para pedir que los campuses se conviertan en santuarios para los inmigrantes. Considerando que varias universidades tienen derecho a permitir o negar la entrada tanto a la policía local como a funcionarios de la Oficina de Migración y Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés).

"Puesto que muchos estudiantes y sus familias ahora viven bajo el temor de las consecuencias inmediatas de la presidencia de Trump, pedimos a la universidad que desarrolle inmediatamente un protocolo para convertirse en un santuario. Este campus es nuestra casa y se supone que una casa debe ser segura. Le debemos a los miembros más vulnerables de nuestra comunidad hacer todo lo posible", menciona una petición firmada por cientos de estudiantes de la Universidad de Stanford.

Algunas ciudades también se han unido a este movimiento, a principios de esta semana, el jefe de la policía de Los Ángeles anunció que no trabajará en conjunto con la Agencia de Seguridad y sus esfuerzos de deportación, porque "ese no es su trabajo".

Los altos funcionarios de Chicago se reunieron este lunes para discutir el estatus de la ciudad como santuario para inmigrantes, más tarde el alcalde Rahm Emanuel se dirigió a los inmigrantes que esperaban ansiosos la conclusión de esta reunión.

"Están a salvo en Chicago, están seguros en Chicago y tienen nuestro apoyo en Chicago", dijo en una conferencia de prensa posterior a la reunión.

En mayor o menor medida, cerca de 40 ciudades han decidido no apoyar a la Oficina de Migración y Aduanas revisando el estatus migratorio de los ciudadanos y reportando las anomalías.

También te puede interesar:

- La policía de Los Ángeles se hace a un lado con la política migratoria de Trump

- Diego Luna realiza una oda a los inmigrantes